Sentencia Civil de Corte Suprema de Justicia (Pleno), 1ª de lo Civil, 20 de Octubre de 2015

Ponente:Oydén Ortega Durán
Fecha de Resolución:20 de Octubre de 2015
Emisor:Primera de lo Civil

VISTOS: Con el propósito de emitir la decisión de fondo correspondiente, la S. procede a analizar el Recurso de Casación propuesto por la firma forense PITTÍ-MORALES & ASOCIADOS, en representación del demandante SUJAIL ISSA K' DAVID, dentro del Proceso Ordinario de mayor cuantía interpuesto por este contra la sociedad TRISHVI IMPEX,S.A. y R.M.B.. Esta S. Civil de la Corte Suprema de Justicia, mediante Resolución de 28 de febrero de 2014 (fs.2827-2828), ADMITE el Recurso de Casación en el fondo, una vez realizadas las correcciones correspondientes, el cual interpuesto por la referida firma de Abogados, contra la Resolución de 10 de mayo de 2012 proferida por el Primer Tribunal Superior del Primer Distrito Judicial, dentro del referido Proceso. Cumplidos los trámites respectivos, corresponde analizar el Recurso de Casación conforme ha sido presentado para culminar con la expedición de la Resolución final correspondiente. ANTECEDENTES Según consta en el respectivo libelo de Demanda promovido por SUJAIL ISSA K' DAVID en contra de los referidos demandados, para que se les declare responsables de los daños y perjuicios y en consecuencia se les condene al pago de la suma de Cien mil dólares (US$100.000.00), más los intereses, costas, gastos legales, honorarios profesionales por reparación de todos los daños económicos, daños morales, así como el daño emergente y el lucro cesante, costos y gastos motivo de la denuncia y querella penal iniciada en contra de S.I.K.'DAVID, las solicitudes y peticiones de impedimento de salida del país y el sometimiento al oprobio del proceso penal en la que medió una falsa declaración y ocultación de pruebas y documentos con lo que se agravó el daños causado. Admitida la Demanda, y surtidos los trámites legales respectivos, el Juzgado Segundo de Circuito de lo Civil del Circuito Judicial de Colón, mediante Sentencia No.049 de 29 de agosto de 2008, resolvió la controversia , en los siguientes términos: " DECLARA NO PROBADA, la EXCEPCIÓN DE FALTA DE LEGITIMIDAD SUSTANTIVA PASIVA EN LA CAUSA alegada por la demandada en el presente proceso ordinario de mayor cuantía propuesto por S.I.K.'DAVID en contra de R.M.B. Y TRISHVI IMPEX, S.A.. En consecuencia, CONDENA a la parte demandada dentro del mismo proceso, al pago de la suma de CIEN MIL BALBOAS (B/.100.000.00), en concepto de daños y perjuicios materiales y morales, más las costas que en cuanto al trabajo en derecho se fijan en la suma de veintiún mil balboas (B/21,000.00), más los intereses que se causen calculados al 6% anual desde que se haga exigible la obligación." Inconforme con la decisión anterior, la representación judicial de la parte demandada S.I.K.'DAVID anunció Recurso de apelación en contra de la referida Sentencia, el cual fue resuelto por el Primer Tribunal Superior del Primer Distrito Judicial, mediante Sentencia de 10 de mayo de 2012, que en su parte Resolutiva dispuso lo siguiente: "En mérito de lo expuesto, el PRIMER TRIBUNAL SUPERIOR DEL PRIMER DISTRITO JUDICIAL, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la Ley; REVOCA la Sentencia No.049 de 29 de agosto de 2008, proferida por el Juzgado Segundo de Circuito de lo Civil del Circuito Judicial de Colón, dentro del Proceso Ordinario propuesto por SUJAIL ISAA K DAVID contra TRISHVI IMPEX,S.A. y R.M.B.; y en su lugar, RESUELVE lo siguiente: NIEGA la pretensión de la parte actora, y CONDENA a esta parte a pagarle a las demandadas la suma de B/.21,250.00 en concepto de costas de ambas instancias, así como los gastos del proceso, los cuales serán liquidados por el Secretario del Juzgado de primera instancia."(fs.2648-2737). Dentro del término legal respectivo, el Licdo. A.I.V.V. actuando en representación de la parte demandante SUJAIL ISSA K' DAVID (fs.2740) y luego de darse por notificado de la Sentencia No.049 apelada, anuncia su intención de formular Recurso de Casación en la forma y en el fondo contra la misma, el cual es presentado originalmente por el Licdo. L.B.Q., como Apoderado Sustituto. En tal virtud, esta Colegiatura, mediante Resolución de 11 de julio de 2013 (2802-2809), NO ADMITE el Recurso de Casación en la forma y ORDENA LA CORRECCIÓN de la Primera y Segunda modalidad de la Causal de fondo invocada por el referido Apoderado sustituto, concediéndose el término de 5 días para efectuar las correcciones respectivas. EL RECURSO DE CASACIÓN Esta Colegiatura se dispone a resolver el Recurso de Casación en el Fondo corregido, que fuera admitido mediante Resolución de 28 de febrero de 2014, al ser presentado por la firma PITTÍ-MORALES & ASOCIADOS, actuando en su carácter de Apoderada judicial sustituta, conforme a las 2 Causales PRIMERA y SEGUNDA, a saber: "Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de error de hecho sobre la existencia de la prueba, lo que ha influido sustancialmente en lo dispositivo de la Resolución recurrida e Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de error de derecho en cuanto a la apreciación de la prueba, lo que ha influido sustancialmente en lo dispositivo de la Resolución recurrida." PRIMERA CAUSAL DE FONDO "Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de error de hecho sobre la existencia de la prueba, lo que ha influido sustancialmente en lo dispositivo de la Resolución recurrida." Con relación a esta Primera Causal, la censura expone el cargo fundándose en cinco (5) Motivos que la S. resume a continuación: En el PRIMER MOTIVO, la censura considera que "en la Sentencia de segunda instancia el ad quem no valoró la factura de pago de honorarios de abogado (fs.104-107), la nota de 13 de junio de 2006 de ADISA ZONA LIBRE, S.A. (fs.17), la nota de 20 de septiembre de 2006 de ADISA ZONA LIBRE, S.A. sobre comisiones no percibidas (fs.18,108), la certificación contable de pérdidas (fs.109), los cuales son documentos que prueban los gastos realizados por el señor SUJAIL ISS K DAVID para su defensa en el proceso penal y las pérdidas económicas en concepto de lucro cesante por la imposibilidad de realizar sus actividades laborales en el extranjero." En el SEGUNDO MOTIVO, la firma casacionista estima que el Ad quem "no valoró los documentos consistentes en los contratos de servicio suscrito entre SUJAIL ISSA K DAVID y J.C. fechado 2 de enero de 2003 (fs.112-113), el contrato laboral y de comisiones suscrito entre S.I.K.'DAVID y NANCY FATUO suscrito el 2 de enero de 2002 (fs.114-115), la copia autenticada del pasaporte de S.I.K.'DAVID (fs. 117-143), los recibos de pagos a J.C. (fs.1357-1387), la copia autenticada del pasaporte de J.C. (fs.1388-1405) y el informe de movimiento migratorio de J.C. (fs.1485- 1535), las cuales son pruebas que constan en el proceso y fueron admitidas como prueba, y que tienen el valor de acreditar que SUJAIL ISA K'DAVID en el período comprendido entre el mes de diciembre de 2004 hasta el mes de mayo 2006 no pudo viajar al extranjero para realizar sus actividades laborales y que contrató los servicios de los señores J.C. y N.F. para efectuar cobros y ventas." Por otro lado, en el TERCER MOTIVO el Apoderado Recurrente considera que en la Sentencia de segunda instancia el ad quem, "no valoró las declaraciones de los señores YESENIA AMAYA (fs.185-188) y J.C. (fs.189-191) cuyos testimonios fueron admitidos y evacuados en el proceso, y tienen el valor de acreditar que S.I.K.'DAVID tuvo que realizar gastos en la contratación de servicios profesionales para poder cumplir con sus labores en el período comprendido entre el mes de diciembre de 2004 a mayo 2006 por no poder viajar al extranjero." Asimismo, en el CUARTO MOTIVO el casacionista es de la opinión que el Ad quem, "no valoró el informe pericial contable confeccionado y ratificado por la Licenciada I.F. (fs.243,230,235,282) en el cual determinó que los daños materiales sufridos por S.I.K.'DAVID a consecuencia de los gastos de defensa en el proceso penal y los gastos realizados para cumplir sus obligaciones labores (sic) ascendieron a SETENTA Y CINCO MIL CIENTO DIECISIETE BALBOAS CON TRES CENTÉSIMOS (B/.75,117.03)" Y finalmente, en el MOTIVO QUINTO la censura considera que "en la sentencia de segunda instancia no se apreciaron los informes de evaluación psicológicos realizados al señor S.I.K.'DAVID por la Licenciada MARTIZA (sic) ALTAFULLA (fs.175-179-192-201) y Y.P. (fs.202-207), en los cuales se determinó que nuestro mandante fue afectado psicológicamente como resultado de las acciones y medidas adoptadas en su contra en el proceso penal que se le siguió por la denuncia y la querella propuesta por R.M.B. en representación de TRISHVI IMPEX,S.A."---concluyendo el casacionista en que la omisión en la valoración de tales pruebas implica la comisión de un error de hecho en la existencia de la prueba." Respecto a esta Causal de fondo, la censura estima que la Sentencia recurrida ha infringido los Artículos 217,780,832,908 y 966 del Código Judicial y los Artículos 1644 y 1644 A del Código Civil. Según la firma forense Recurrente, la disposición contenida en el Artículo 217 del Código Judicial, fue violada en la Sentencia "porque el Ad quem no reconoció el derecho de SUJAIL LISSA K'DAVID a ser indemnizado por los daños y perjuicios derivados de las acciones negligentes y temerarias de los demandados", puesto que "en la sentencia de segunda instancia se infringió esta norma porque se desconoció la aplicación de este principio, ya que, la consecuencia de considerar que no estaban acreditados los daños y perjuicios materiales y morales causados al señor S.I.K.'DAVID, con la querella interpuesta por R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A., fue que se les absolvió de la condena y se negó el derecho a la indemnización demandada." Para la censura el Artículo 780 del Código Judicial fue infringido "debido a que el ad quem desatendió lo dispuesto en ella, en el sentido de que sirven como prueba los documentos públicos, documentos privados, testimonios y pruebas periciales incorporados en el proceso; de modo que al no apreciar pruebas que constaban en el proceso consideró que no fueron acreditados los perjuicios materiales y morales causados por R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A., infringiendo la norma porque no se consideró en la sentencia pruebas admitidas y que constaban en el proceso." Igualmente, se estima que el Artículo 832 del Código Judicial fue violado por la sentencia de segunda instancia, "en vista de que el Tribunal Superior de Justicia no apreció documentos aportados y admitidos en el proceso; de modo que con el error de (sic) no valoración de documentos que constan en el proceso, se infringió la norma porque se consideró que no fueron acreditados los perjuicios materiales, causados por R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A., al señor S.I.K.'DAVID, en concepto de pagos de honorarios y pérdidas económicas, derivadas de la querella interpuesta por el supuesto delito de expedición de cheque sin fondo." Por otro lado, se estima que el Artículo 908 del Código Judicial fue violado por el Ad quem, "ya que en la sentencia de segunda instancia no se tomaron en consideración pruebas testimoniales admitidas en el proceso que acreditan perjuicios económicos causados al señor S.I.K.'DAVID como consecuencia del proceso penal seguido en su contra e iniciado con la querella interpuesta por R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A." Con relación a la norma contenida en el Artículo 966 del Código Judicial, la censura estima que en la sentencia de segunda instancia, "se violó esta disposición, en vista de que aún cuando en el proceso constaban pruebas periciales con el valor de acreditar los perjuicios morales y la cuantía de los perjuicios económicos causados a S.I.K.'DAVID como resultado de la querella penal promovida por R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A.,no fueron valoradas en la sentencia, violándose esta disposición que admite como pruebas los dictámenes de expertos sobre hechos que no pertenecen a la experiencia del juzgador." Y con respecto a las normas del Código Civil, estima la firma casacionista que el Artículo 1644 del Código Civil fue violado "en la sentencia de segunda instancia como consecuencia de la infracción a disposiciones adjetivas, lo cual se debió a que el ad quem consideró que no se acreditó que R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A., causaron daños y perjuicios materiales y morales a S.I.K.'DAVID a consecuencia de la querella presentada por el supuesto delito de expedición de cheque sin fondo." Finalmente, en el Recurso de Casación bajo análisis, la firma Recurrente considera que el Artículo 1644-A del Código Civil" fue violada en la sentencia porque el ad quem no reconoció el derecho de S.I.K.'DAVID a ser indemnizado por los daños y perjuicios derivados de las acciones negligentes y temerarias de los demandados." SEGUNDA CAUSAL DE FONDO: Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de error de derecho en cuanto a la apreciación de la prueba, lo que ha influido sustancialmente en lo dispositivo de la resolución recurrida. Con respecto a esta Causal, la censura se apoya, igualmente, en 5 Motivos, que la S. se permite resumir en la siguiente forma: "En el PRIMER MOTIVO, la firma casacionista estima que "el ad quem valoró en forma contraria a derecho las copias autenticadas de (sic) libelo del recurso de apelación contra el sobreseimiento (fs.2070-2078), del Auto No.67 S.I. de 15 de julio de 2004 del Segundo Tribunal Superior de Justicia (fs.2088-2093), la Sentencia No.18 de 11 de octubre de 2005 del Juzgado Segundo del Circuito de lo Penal de Colón (fs.2235-2248) y la copia autenticada de la Sentencia 18 S.I. de 17 de febrero de 2006 del Segundo Tribunal Superior de Justicia del Primer Distrito Judicial de Panamá (fs.2291-2297) debido a que consideró que no se acreditó la comisión de acto negligente, culposo o temerario de los demandados TRISHVI IMPEX,S.A. y R.M.B., en el proceso penal seguido contra S.I.K.'DAVID que implicara un abuso del derecho, ya que, no tenían conocimiento de que el cheque No.3910 de 20 de septiembre de 2002 había sido girado como posfechado. Por otro lado, en el SEGUNDO MOTIVO, la censura destaca como cargo atribuible a la Sentencia, que "el Tribunal de Segunda Instancia incurrió en un error de valoración probatoria en relación a la copia autenticada de la denuncia suscrita por la señora R.M.B. en representación de TRISHVI IMPEX,S.A.(fs.1910-1911) y la copia de la querella formalizada por TRISHVI IMPEX,S.A., en contra de S.I.K.'DAVID (fs.1938-1939) ya que se les restó el valor probatorio que tienen al considerar que no tienen (sic) el valor de acreditar la comisión de actos negligentes, culposos o malintencionados con la finalidad de afectar a S.I.K.'DAVID en el proceso penal y que no prueban que haya ocultado información de que sabía que el cheque era posfechado. En el MOTIVO TERCERO, la firma casacionista considera que "el Ad quem cometió un error de valoración probatoria al apreciar en forma contraria a derecho la declaración indagatoria del señor S.I.K.'DAVID (1993-1999) y considerar que en ella él se limitó a indicar que el cheque N°3910 de 20 de septiembre de 2002 a favor de TRISHVI IMPEX,S.A., había sido girado por error." Por otro lado, en el MOTIVO CUARTO se afirma que "el ad quem apreció en forma contraria a derecho la copia autenticada del cheque N°3910 de 20 de septiembre de 2002 girado por ADISSA INTERNACIONAL,S.A. a favor de TRISHVI IMPEX,S.A. (fs.1920), las notas de devolución del cheque (fs.1919,2007-2010), la nota del BANCO NACIONAL DE PARIS (fs.1925-1928) y la nota fechada 13 de septiembre de 2002 de TRISHVI IMPEX,S.A., suscrita por RITIKA TRISHVI IMPEX,S.A.(f.s.2233) al considerar que los demandados tenían el derecho a cobrarlo en la esfera que tuvieran por conveniente, que no tenían conocimiento de que el cheque había sido girado como post fechado y que TRISHVI IMPEX,S.A. y R.M.B. no incurrieron en el proceso penal seguido en contra de S.I.K.'DAVID en actos de ocultamiento de información sobre la expedición posfechada del cheque, porque la nota en donde constaba la aceptación del cheque posfechado la tenía el querellado y fue presentada hasta el acto de audiencia ordinaria." Y finalmente, en el MOTIVO QUINTO del Recurso bajo estudio, la firma casacionista estima que "el ad quem valoró de modo contrario a derecho las declaraciones de R.M.B. (fs.2003-2004), S.D.Y. (fs.339), E.V. (fs.343-345) y MAHESH NARAINDAS (fs.346) en vista de que consideró que tanto la señora R.M.B. como estos testigos le restan el valor a la nota de 13 de septiembre de 2002 de TRISHVI IMPEX,S.A., al acreditar que el cheque No.3910 de 20 de septiembre de 2002 girado por ADISA INTERNACIONAL, S.A., a favor de TRISHVI IMPEX,S.A., fue entregado con posterioridad a la nota." Como fundamento para la sustentación de esta Causal, el Recurrente ha invocado como infringidos los Artículos 217,781,836,858 y 917 del Código Judicial y los Artículos 1644 y 1644-A del Código Civil. Y en cuanto al concepto de la infracción endilgada a la Sentencia proferida por el Primer Tribunal Superior de Justicia del Primer Distrito Judicial de Panamá, respecto al Artículo 217 del Código Judicial, la censura estima que dicha norma fue violada por el referido Tribunal, "debido a que en forma contraria a derecho se consideró no probada la conducta temeraria de R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A., al proceder penalmente en contra de S.I.K.'DAVID por el supuesto delito de expedición de cheque; pese a que la conducta de los demandados de ocultamiento de información referente a que el cheque era posfechado fue acreditada, motivo por el que se absolvió a nuestro mandante." Con relación a la violación del Artículo 781 del Código Judicial, la firma Recurrente estima, que "los errores de valoración cometidos por el ad quem causaron la infracción de esta norma debido a que se violaron las reglas de la lógica y la experiencia, al considerar que no se acreditó una conducta negligente o temeraria." Respecto al Artículo 836 del Código Judicial, la casacionista considera que dicha norma fue violada, "porque aún cuando el señor S.I.K.'DAVID fue absuelto en el proceso penal, el ad quem consideró en forma contraria a derecho que la sentencia dictada en el proceso penal no acreditó que la señora R.M.B. como representante legal de TRISHVI IMPEX,S.A.,tenía conocimiento de que el cheque era posfechado." Por otro lado, la censura es de la opinión que el Artículo 858 del Código Judicial fue infringido por el Tribunal de Segunda instancia, debido a que "consideró que los demandados tenían el derecho a cobrar el cheque posfechado en la esfera que tuvieran por conveniente y que no se acreditó que tenían conocimiento que el cheque había sido girado como posfechado; consideración que contraría y viola esta disposición." En cuanto a la violación del Artículo 917 del Código Judicial, se estima que esta norma fue violada por el Ad quem, "debido a que fueron infringidas las reglas de la lógica y experiencia, en la valoración de los testimonios relativos a la emisión del cheque posfechado por parte del señor S.I.K.'DAVID." Finalmente, estima la firma Recurrente en cuanto a la violación de las normas pertinentes del Código Civil, que el Artículo 1644 del Código respectivo fue violado, " debido a que se consideró que no se (sic) fueron probados los daños y perjuicios causados por R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A. a S.I.K.'DAVID, pese a que (sic) existencia de pruebas de daños materiales y morales siendo violada la norma porque aún cuando existe constancia de los perjuicios materiales y morales se negó el derecho de S.I.K.'DAVID a que se le indemnice por los daños derivados de acciones negligentes y temerarias cometidas por los demandados." Concluye la casacionista expresando que el Artículo 1644-A del Código Civil fue violado por el Tribunal Ad quem,en forma contraria a derecho puesto que, "con la denuncia de R.M.B. en representación de TRISHVI IMPEX,S.A., por el supuesto delito de expedición de cheque sin fondo, no se causaron daños a S.I.K.'DAVID, violándose esta disposición sustantiva porque se negó el derecho a ser indemnizado por la comisión de un acto temerario y culposo de los demandados." CRITERIO DE LA SALA El problema jurídico a resolver en la presente encuesta consiste en determinar la validez jurídica de la Sentencia de 10 de mayo de 2012, emitida por el Primer Tribunal Superior del Primer Distrito Judicial, mediante la cual se REVOCA la Sentencia No.049 de 29 de agosto de 2008, que condena al actor S.I.K.'DAVID a pagar a las demandadas R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A., la cantidad de B/.21,250.00 en concepto de costas de ambas instancias, así como los gastos del proceso, los cuales serán liquidados por el Secretario del Juzgado de primera instancia. En síntesis, el tema principal que se ha debatido en este Proceso está referido a determinar, si el hecho de haber presentado los demandados una denuncia y querella penal al haber recibido del demandante un cheque con insuficiente provisión de fondos, constituye un acto culposo o negligente que genere responsabilidad civil concluyente contra el denunciante o querellante. Con el referido propósito, la S. se avoca a verificar, si en efecto el referido Tribunal Superior infringió la Ley, según las premisas planteadas por la firma forense PITTI-MORALES & ASOCIADOS, Apoderados judiciales del demandante S.I.K.'DAVID, para decidir entonces, si prosperan los cargos de injuricidad propuestos en los Motivos que sustentan las Causales de "Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de ERROR DE HECHO sobre la existencia de la prueba" y la de "Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de ERROR DE DERECHO en cuanto a la apreciación de la prueba," invocadas en el Recurso de Casación propuesto por la parte demandante y si, por tanto, la errónea valoración probatoria en ambos conceptos y a los que se refiere el Recurso de Casación bajo estudio, influyeron sustancialmente en lo dispositivo de la Resolución recurrida. En tal sentido, la S. procede a determinar, si le asiste razón a la firma de Abogados proponente, en cuanto a que la Sentencia emitida por el Ad quem vulneró las respectivas normas sustantivas de derecho invocadas en ambas Causales probatorias. Con relación a los cargos formulados en los Motivos esbozados en el Recurso de Casación sometido al análisis de esta Superioridad, que constituyen el soporte de la Causal de ERROR DE HECHO SOBRE LA EXISTENCIA DE LA PRUEBA, la S. observa que, en esencia, la firma casacionista cuestiona la Sentencia del Ad quem debido a que por desconocer ciertas pruebas existentes en el presente dossier, no estableció como era su deber que el demandante S.I.K.'DAVID tiene derecho a que le sean reconocidos los daños y perjuicios consecuentes, surgidos con motivo de la presentación de la referida Denuncia y querella penal subsiguiente que fuera instaurada en su contra por los demandados R.M.B. y TRISHVI IMPEX,S.A. Al respecto, esta Colegiatura considera pertinente, transcribir algunos párrafos contenidos en la Sentencia objeto de la impugnación en Casación, para establecer el fundamento legal en que se apoya la tesis del Tribunal Ad quem y su respectiva conclusión de no reconocer las pretensiones del demandante S.I.K.'DAVID. Al respecto, en la decisión cuestionado el Tribunal expuso lo siguiente: "En principio el acto de presentar una denuncia no puede considerarse culposo, pues, inclusive, el mismo es una obligación que tienen todas las personas, conforme al artículo 1995 del Código Judicial por el interés de la sociedad de que sean sancionados los actos que sean contrarios a la ley penal, y así también lo ha sostenido la jurisprudencia patria. Consideramos que lo mismo puede decirse del acto de presentar una querella criminal. Sostener que presentar una denuncia o una querella constituye un acto culposo por sí solo, sería sentar un nefasto precedente, en virtud de que todas las personas se abstendrían de denunciar actos que consideren ilícitos, y también se abstendrían de defender sus derechos en caso de que consideren que se ha cometido un delito en su perjuicio, por temor a enfrentarse a demandas civiles sustanciosas y ser condenados, en el evento de que, por un motivo u otro, no llegaran a probarse las imputaciones hechas sin mala fe o sin negligencia. Tanto en el caso de la denuncia como en el caso de la querella, nos encontramos frente al ejercicio de un derecho, y constituye un principio jurídico universal que el que usa su derecho a nadie daña."(fs.2715). ....... Lo anterior demuestra que tanto la doctrina como la jurisprudencia se inclinan por considerar que se está frente a una situación de abuso del derecho cuando se ha ejercido un derecho con la única intención de causar daño a otro y sin fundamento alguno, y que sólo en esos casos cabe la obligación de indemnizar, mas no simplemente por el ejercicio de un derecho. Además, la jurisprudencia también se inclina por considerar que a quien alega abuso del derecho le corresponde acreditarlo. En atención a todo lo antes indicado es que a pesar de que en el proceso penal por el que reclama el actor, el mismo fue absuelto, esto no significa que la actuación que se le endilga a la parte demandada debe considerarse que fue con abuso de derecho, pues para ello debía acreditarse que lo que se afirmó en la denuncia y en la querella penal fue falso, lo que correspondía probar al actor."(fs.2718). Como queda expuesto, la parte actora representada en la persona de S.I.K.'DAVID, formalizó su pretensión indemnizatoria con miras a lograr una condena contra la parte demandada R.M.B. y la sociedad TRISHVI IMPEX,S.A., por un monto de CIEN MIL DOLARES (US $ 100,000.00), en concepto de los daños y perjuicios materiales y morales que alega le fueron causados por la denuncia y querella penal que dichos demandados presentaron en su contra e igualmente, por la formulación de impedimentos de salida del país establecidas en contra del demandante y en resumen, por someter al actor a enfrentar un Proceso penal donde estuvo de por medio una falsa declaración y ocultación de pruebas con las que se agravó el daño; pretensión en la que fueron invocadas como fundamento de derecho las normas contenidas en los Artículos 1644 y 1645 del Código Civil. Al respecto, advierte la S., que en la Sentencia proferida por el Tribunal Ad quem, dicha Colegiatura circunscribió la génesis de la controversia surgida entre las partes en el argumento jurídico específico en virtud del cual "la parte actora exige de las demandadas responsabilidad civil extracontractual o aquiliana, por las varias actuaciones que considera culpables o negligentes, consistentes en promover una acción penal en su contra, así como en solicitar que se le impusiera impedimento de salida, y porque en el proceso penal correspondiente se hicieron declaraciones falsas y se ocultaron pruebas." Agregando a renglón seguido, que "para que exista la responsabilidad civil extracontractual se requieren tres elementos: Un acto u omisión culpable o negligente; un daño; y un nexo causal entre los dos primeros elementos."(fs.2714). A juicio de esta Colegiatura, la transcripción de los párrafos de la Sentencia impugnada, descarta el planteamiento esbozado en los Motivos que sustentan las Causales probatorias propuestas en el Recurso de Casación bajo estudio, pues, los supuestos valores que reclama el demandante S.I.K.'DAVID carecen de sustentación probatoria y legal, conforme a las constancias que emergen del presente Proceso, dado que la S. estima sin fundamento la pretensión del actor de reclamar una indemnización por supuestos daños y perjuicios emergentes de la presentación de una Denuncia y una Querella penal, que tuvo como antecedente la expedición de un cheque sin fondos a favor de los demandados, en cuya actuación no ha sido demostrada ninguna conducta culposa o negligente que amerite ser indemnizada. Las anteriores consideraciones permiten a esta S., estimar sin fundamento legal las violaciones endilgadas por la censura a la Sentencia del Ad quem, respecto a los Artículos 217,780,832,908 y 966 del Código Judicial, ni tampoco la alegada infracción de los Artículos 1644 y 1644-A del Código Civil, razón por la cual, a juicio de esta Colegiatura, los cargos endilgados en los Motivos que sustentan la Causal de "Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de error de hecho sobre la existencia de la prueba", deben ser desestimados al estimarse inexistentes. En idéntica situación, considera esta Superioridad los cargos formulados en los Motivos que sustentan la Causal de "Infracción de normas sustantivas de derecho por concepto de error de derecho en cuanto a la apreciación de la prueba" e igualmente, las violaciones atribuidas a la Sentencia del Tribunal Ad quem, respecto a los Artículos 217,781,836,858 y 917 del Código Judicial y las referentes a los Artículos 1644 y 1644-A del Código Civil, puesto que, a juicio de esta Colegiatura, los elementos probatorios cuestionados en los Motivos respectivos fueron evaluados adecuadamente por el Primer Tribunal Superior, conforme a las reglas de la sana crítica, todo lo cual implica estimar sin valor las pretensiones invocadas en el libelo de Demanda interpuesto a nombre de S.I.K.'DAVID, en los términos precisos como han sido planteados en el Recurso de Casación bajo estudio. En síntesis, concluye esta Colegiatura, que al no haberse demostrado los respectivos cargos planteados en las Causales invocadas en el Recurso de Casación bajo análisis, lo que procede es NO CASAR la Sentencia de 10 de mayo de 2012 proferida por el Primer Tribunal Superior del Primer Distrito Judicial y así ha de resolverse. En atención a los planteamientos expuestos, la CORTE SUPREMA, SALA DE LO CIVIL, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la Ley, NO CASA la Sentencia de 10 de mayo de 2012 proferida por el Primer Tribunal Superior del Primer Distrito Judicial, mediante la cual se REVOCA la Sentencia No.049 de 29 de agosto de 2008, proferida por el Juzgado Segundo de Circuito de lo Civil del Circuito Judicial de Colón, dentro del Proceso Ordinario propuesto por S.I.K.'DAVID contra TRISHVI IMPEX,S.A. y R.M.B.; y que en su lugar RESUELVE: lo siguiente:" NIEGA la pretensión de la parte actora, y CONDENA a esta parte a pagarle a las demandadas la suma de B/21,250.00, en concepto de costas de ambas instancias, así como los gastos del Proceso, los cuales serán liquidados por el Secretario del Juzgado de primera instancia." Las respectivas costas se fijan en la cantidad de QUINIENTOS BALBOAS (B/.500.00), a cargo de la parte demandante. N. y devuélvase, OYDÉN ORTEGA DURÁN HERNÁN A. DE LEÓN BATISTA--HARLEY J. MITCHELL D. SONIA F. DE CASTROVERDE (Secretaria)