Sentencia Generales de Supreme Court (Panama), Sala 4ª de Negocios Generales, 7 de Marzo de 2008

PonenteEsmeralda Arosemena de Troitiño
Fecha de Resolución 7 de Marzo de 2008
EmisorSala Cuarta de Negocios Generales

VISTOS:

A través de nota A.J. No.82 suscrita por la Sub-Directora General de Asuntos Jurídicos y Tratados del Ministerio de Relaciones Exteriores de nuestro país, ha ingresado a la Sala Cuarta de Negocios Generales de la Corte Suprema de Justicia, exhorto librado por el Juzgado Nacional de Primera Instancia de Trabajo No 8, República de Argentina, dentro del proceso laboral que el señor J.L. le sigue a las empresas UABL S.A. y TECNICAL SERVICES, S.A., para determinar la viabilidad de su diligenciamiento en el territorio nacional.

En la petición bajo examen, el Estado requirente solicita:

"... se ordene la producción de una medida de prueba, consistente en un requerimiento de informe a LONEHORT S.A., con domicilio en Plaza Bancomer, V.G.. N.O. de Obarrio, C. 50, Ciudad de Panamá, República de Panamá a fin de que la misma, de acuerdo a los elementos con que cuente, informe: i) si celebró contrato alguno con el Sr. Julio L. y en su caso adjunte los contratos celebrados, ii) si contrató a Technical Services S.A. para la preselección de tripulantes en la República Argentina; y iii) si contrató a Tecnical Services S.A. para la realización de aportes jubilatorios correspondientes a la remuneración del Sr. Julio L.." (F.2).

CONSIDERACIONES DE LA SALA

El numeral 3 del Artículo 100 del Código Judicial indica que es competencia de la Sala Cuarta de Negocios Generales recibir los exhortos y comisiones rogatorias librados por los tribunales extranjeros y determinar su cumplimiento en el territorio nacional y el funcionario o tribunal que debe cumplirlo.

De igual forma, cabe señalar que Panamá y Argentina, son países suscriptores de la Convención Interamericana sobre Exhortos o Cartas Rogatorias, ratificada en nuestro ordenamiento jurídico, mediante Ley 12 de 23 de octubre de 1975; así como también de la Convención Interamericana sobre Recepción de Pruebas en el Extranjero (Ley Número 13 de 23 de octubre de 1975).

Habiendo establecido lo anterior, procede determinar si la presente solicitud de asistencia judicial, cumple con los requisitos de orden formal para estos casos, de conformidad con nuestra legislación y convenios internacionales.

Dentro de este contexto, la Convención Interamericana sobre Recepción de Pruebas en el Extranjero, preceptúa en su Artículo IV lo siguiente:

Los exhortos o cartas rogatorias en que se solicite la recepción u obtención de pruebas o informes en el extranjero deberán contener la relación de los elementos pertinentes para su cumplimiento, a saber:

1-Indicación clara y precisa acerca del objeto de la prueba solicitada;

2-Copia de los escritos y resoluciones que funden y motiven el exhorto o carta rogatoria, así como los interrogatorios y documentos que fueren necesarios para su cumplimiento;

3-Nombre y dirección tanto de las partes como de los testigos, peritos y demás personas intervinientes y los datos indispensables para la recepción u obtención de la prueba;

4-Informe resumido del proceso y de los hechos materia del mismo en cuanto fuere necesario para la recepción u obtención de la prueba;

5-Descripción clara y precisa de los requisitos o procedimientos especiales que el órgano jurisdiccional requirente solicitare en relación con la recepción u obtención de la prueba, sin perjuicio de lo dispuesto en el Artículo II, párrafo primero, y en el Artículo VI.

Esta Sala observa que el Estado exhortante solicita que se practique un interrogatorio a la empresa LONEHORT, S.A. y para este fin ha aportado la dirección específica de la misma y el cuestionario que deberán contestar sus representantes. De igual forma el exhortante aportó los escritos en que justifica y funda su solicitud. Por lo anterior, esta corporación de justicia considera satisfechos los requisitos que en este sentido establece el Artículo IV de la convención supra citada.

Igualmente, la Sala considera que lo solicitado por el Estado requirente puede ser diligenciado en nuestro país sin vulnerar nuestro orden jurídico y, en consecuencia, no tiene objeción alguna a la práctica de la prueba en mención.

En mérito de lo expuesto, la SALA CUARTA DE NEGOCIOS GENERALES DE LA CORTE SUPREMA DE JUSTICIA, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la ley, DECLARA VIABLE el exhorto librado por el Juzgado Nacional de Primera Instancia de Trabajo No 8, República de Argentina, dentro del proceso que el señor J.L. le sigue a las empresas UABL S.A. y TECNICAL SERVICES, S.A., y ORDENA que el mismo sea diligenciado por el Juzgado Primero de Circuito, Ramo Civil, de la República de Panamá.

NOTIFÍQUESE Y CÚMPLASE.

ESMERALDA AROSEMENA DE TROITIÑO

VICTOR L. BENAVIDES P. -- HARLEY J. MITCHELL D.

CARLOS H. CUESTAS G. (Secretario General)

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR