Sentencia Pleno de Corte Suprema de Justicia (Panama), Pleno, 31 de Agosto de 2015

PonenteJerónimo Mejía E.
Fecha de Resolución31 de Agosto de 2015
EmisorPleno

VISTOS: Conoce el Pleno de la acción de hábeas corpus presentada por el licenciado L.M.B., a favor de J.D.C.M., sindicado por el delito contra la Vida y la Integridad Personal y en contra de la Fiscalía Segunda Superior del Primer Distrito Judicial de Panamá. ACTIVADOR CONSTITUCIONAL El licenciado L.M.B., explica que su representado fue detenido y acusado de un homicidio, razón por la que se le decretó detención preventiva. Señala que la base para decretar tal detención fue la declaración de un testigo protegido quien manifestó que se encontraba en el lugar de los hechos al momento en que se dio el ilícito. Sin embargo, este testigo protegido se retractó de lo vertido en la declaración inicial manifestando que él no se encontraba en el lugar de los hechos al momento en que se dio el ilícito sino que llegó al lugar cuando ya había ocurrido, por lo cual no le fue posible ver quién lo perpetró. No obstante, el licenciado L.M., en su condición de F.S. Superior del Primer Distrito Judicial de Panamá, desvirtuó la declaración en donde el testigo protegido desvinculó a su representado con el hecho punible manteniendo la detención de su representado. Indicó el accionante que ante la Fiscalía Segunda Superior presentó la solicitud de que el testigo protegido respondiera una serie de preguntas que no fueron evacuadas por el testigo protegido ya que al manifestar que no estaba en el lugar de los hechos, se debían considerar las preguntas como sustracción de materia, de igual forma solicitó la libertad del señor J.C., por el hecho de que las pruebas en su contra se desvanecieron y se presume su inocencia. Por ello, solicita al Pleno de la Corte Suprema que decrete ilegal la detención en contra de su representado. FUNCIONARIO DEMANDADO Mediante Oficio 1988 de 4 de agosto de 2015, el licenciado L.M.S. en su condición de F.S. Superior del Primer Distrito Judicial dio respuesta al memorial de hábeas corpus indicó: A) La Unidad para la Investigación de los Delitos Contra la Vida y la Integridad Personal, de la Fiscalía Auxiliar de la república mediante Resolución de Detención No. 169-14 fechada veintiséis (26) de diciembre de 2014 ordenó la detención preventiva de J.D.C.M., por el delito de homicidio en perjuicio ARTEMIO ANTONIO CORTEZ SOLIS (fs. 77 a 83). Este despacho mediante providencia de fechada (sic) 19 de febrero de dos mil quince (2015) dispuso mantener la detención preventiva decretada, así mismo al ser solicitada la libertad del sumariado a través de su representante legal, este despacho dispuso denegar la pretensión de libertad (fs. 381-384). B) Los motivos de hecho y de derecho que se consideró para denegar la solicitud de libertad y mantener así la detención preventiva son los siguientes: "... El hecho que el testigo protegido haya renunciado a la protección de identidad y que reconociera como suya la declaración jurada rendida ante Notario (fs. 335), no conlleva por si sola elemento alguno de prueba exculpatoria. Obsérvese que en la primera declaración jurada con protección de identidad, el testigo fue categórico, sin rodeo alguno, al sostener que: "me encontraba en el sector de cerro batea (sic), calle principal frente a la bomba de combustible terpel, cuando observo que llegaba el occiso ARTEMIO, a quien conocía como TOÑITO, en un carro Toyota Corolla Amarillo, T.T., de repente se le estacionó al lado un KIA PICANTO de color gris, de los nuevos, y observó (sic) que iba manejando un sujeto que conozco como JAPA y de copiloto observo que conozco como BEBY, quedó para el lado de TOÑITO, allí observó que JAPA le habla al hoy occiso y de repente observó que BEBY, se hecha hacia atrás y JAPA , le apunta con un arma a TOÑITO y realiza como cinco detonaciones calculo yo, de allí JAPA y BEBY se alejan del lugar y TOÑITO queda allí en el lugar, observé que en el carro que iba TOÑITO, llevaba pasajeros los cuales de (sic) bajaron de inmediato, recuerdo que quedó una muchacha la cual parece que quedó herida." (fs. 32), sin embargo, de forma ilógica, por inusual, este testigo quien expresamente renunció a la protección de identidad para identificarse con el nombre de J.M.R., manifestó que no acudió a la Fiscalía donde rindió la declaración bajo la protección de su identidad "por asesoramiento de la firma de abogados, no recuerdo el nombre de la firma se que el abogado es apellido M." (fs. 371). A su vez respondió de manera ligera ante preguntas formuladas de porqué (sic) demoró seis meses para hacer la declaración jurada ante la Notaría Quinta, con todas las consecuencias que tuvo par a los imputados J.C. y M.S., como la formulación de cargos y detención preventiva, que "Me di cuenta que los muchachos no son" (fs. 373) y que demoró hasta junio de este año para decirlo "porque no me atrevía a apersonarme a la Fiscalía". (f. I.. No es de recibo lógico que el testigo haya tenido que recibir asesoramiento de una firma de abogados para contradecir la declaración que de manera espontánea rindió bajo la escritura reservada de su identidad ante el funcionario de instrucción mucho menos que lo haya hecho después de haber transcurrido seis meses con la consecuente detención preventiva de los imputados, de donde se infiere probables vicios de la voluntad sobrevinientes, con la aspiración de obtener reconocimiento de cualquier argumento exculpatorio en perjuicio de un eficaz ejercicio de la acción penal. A propósito de los hechos narrados con protección de identidad, la testigo E.I.P.J., también tiene informado que cuando abordó el taxi, ya llevaba tres muchachas como pasajeras en la parte de atrás, como estaba cansada se quedó dormida y despertó por la loma que baja por el super Mr. Precio, sintió que el auto se detuvo, instante escuchó detonaciones, "vi de reojo que el conductor estaba recostado a una esquina del marco de la puerta,. Lo que me dio por reaccionar y salir del carro por la ventana, Yo caí al suelo. Allí fue que me di cuenta que estaba impactada en mi brazo" (fs. 74) Asegura que fueron dos muchachos que sacaron al conductor del taxi que estaban mal herido y lo metieron en el asiento de atrás, luego un solo muchacho condujo el vehículo "donde estaba el herido y yo me senté al lado del conductor" (f. I.. Si el cuadro factico (sic) no vario (sic), ni la situación jurídica de los imputados, el despacho ha emitido juicio de valor mediante V.F., mediante la cual se solicita el enjuiciamiento de los imputados J.D.C.M. y M.X.S.." ANÁLISIS DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL Conocidas las razones por las cuales estima el licenciado L.M.B. que es ilegal la detención del señor J.D.C.M., se procederá a verificar si la misma cumple con los requisitos de ley. Aprecia la Corte que la iniciativa constitucional presentada tiene su base legal en lo dispuesto en el artículo 23 de la Constitución Nacional, el cual consagra el hábeas corpus reparador en los siguientes términos: "Todo individuo detenido fuera de los casos y la forma que prescriben esta Constitución y la Ley, será puesto en libertad a petición suya o de otra persona, mediante el recurso de hábeas corpus que podrá ser interpuesta inmediatamente después de la detención y sin consideración a la pena aplicable". En este orden de ideas, los presupuestos legales necesarios para emitir una medida de detención preventiva se encuentran descritos en los artículos 2140 y 2152 del Código Judicial, a saber: a) la expedición de una diligencia escrita dictada por autoridad competente en la cual el funcionario de instrucción debe expresar el hecho imputado; b) descripción de los elementos probatorios allegados para la comprobación del hecho punible; c) identificación de los elementos probatorios que figuran en el proceso contra la persona cuya detención se ordena; d) que el delito tenga pena de 4 años de prisión (salvo que se trate de una persona cuya residencia fija no esté en el territorio nacional o en los casos en que a juicio de la autoridad competente se encuentre razonablemente amenazada la vida o la integridad personal de una tercera persona); y e) que existan exigencias cautelares, tales como: posibilidad de fuga, desatención al proceso, peligro de destrucción de pruebas, o que pueda atentar contra la vida o la salud de otras personas o contra sí mismo. Se observa que la orden de detención preventiva dictada contra J.D.C.M., fue emitida por la Fiscalía Auxiliar de la República mediante Resolución No. 169-14 de 26 de diciembre de 2014. y mediante Resolución de 13 de julio de 2015, la Fiscalía Tercera Superior mantuvo la detención preventiva el prenombrado en la que se deja saber que al beneficiario de la acción se le vinculó como presunto infractor de las disposiciones legales contenidas en el Capítulo I, Título I, Sección 1ra. del Libro Segundo, del Código Penal, esto es, por un delito contra la Vida y la Integridad personal en perjuicio de ARTEMIO ANTONIO CORTEZ SOLIS. En cuanto a los elementos probatorios que acrediten el hecho punible, resulta oportuno indicar, en primer lugar, que en el Capítulo I, Título I, del Libro Segundo, Sección 1ra. Del Código Penal, por el cual se dispuso la detención preventiva del beneficiario de la acción, se tipifican los delitos de homicidio en sus distintas modalidades simple, agravada y culposo. Así como la inducción o ayuda al suicidio. En segundo lugar, vale señalar que al igual que en otras conductas penales, el homicidio, se comprueba con: 1) el examen que hacen los facultativos de las personas, huellas, documentos, rastros o señales que hayan dejado el hecho; 2) con las deposiciones de testigos que hayan visto o sepan de otro modo, de la perpetración del mismo hecho; 3) con indicios, medios científicos o cualquier otro medio racional que sirva a la formación de la convicción del juez, siempre que no estén expresamente prohibidos por la Ley, ni violen los derechos humanos, ni sean contrarios al orden público (artículo 2046 del CJ). La norma procesal, como la doctrina, dejan claramente establecido que en todo proceso debe comprobarse el cuerpo del delito. En el presente cuaderno penal se cuenta con los siguientes elementos probatorios: 1. La Diligencia de Reconocimiento y Levantamiento de cadáver de ARTEMIO ANTONIO CORTEZ SOLIS, practicada por la Fiscalía Auxiliar en el Hospital San Miguel Arcángel donde quedó establecido que el cadáver presentaba tres orificios compatibles a los producidos por un arma de fuego en el costado izquierdo, un orificio irregular en el costado derecho y un orificio en la espalda del lado izquierdo (f. 3). 2. Con la Diligencia de Inspección Ocular realizada en el lugar de los hechos que dieron como resultado la muerte de ARTEMIO ANTONIO CORTEZ SOLIS, EN EL ÁREA DE Cerro Batea a un costado de la Piquera Radio Taxi Cerro Batea Advance, S. A. (fs. 5-6) 3. Con la Diligencia de Inspección Ocular en el Sector de Cerro Batea, en la intercepción hacia La Fula donde se ubicó el vehículo tipo Sedan color amarillo tipo taxi, marca Toyota Corolla, el cual mantenía el indicio No. 1, que era un fragmento de metal color gris, No 2 un proyectil de color gris y No. 3 mancha de color rojiza (fs. 8-10). 4. Diligencia de Inspección Ocular en el Sector La Paz del vehículo Kia Picanto color gris, donde los peritos forenses se recolectaron un portalentes con rastros papilares (fs. 17). 5. Informe Preliminar de la División de Homicidios de la Dirección de Investigación Judicial confeccionado por los investigadores A.R. y A.P. quienes obtuvieron información de que el occiso llegó al hospital en un vehículo patrulla donde también fue trasladada la joven E.P. (fs. 37-40). 6. Informe Preliminar de Necropsia correspondiente al occiso ARTEMIO ANTONIO CORTEZ SOLIS, en donde la D.M.S.M. estableció como causa de muerte Shock Hemorrágico, P.P. y Hepática, Herida por proyectil de arma de fuego en tórax y abdomen (fs. 70). También se cuentan con algunos medios probatorios importantes como la declaración jurada de un testigo protegido quien relata con detalles (tal y como se transcribió en el informe de la autoridad demandada) respecto del hecho investigado y quien manifestó haber estado presente y haber visto cómo se dio el hecho de sangre en el que perdió la vida ARTEMIO ANTONIO CORTEZ SOLIS. De este testimonio se desprende un señalamiento directo en contra del sujeto al que él conoce como JAPA (entre otros), a quien describió y señaló como la persona que realizó las detonaciones en la anatomía del occiso y quien resultó ser J.D.C.M..

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR