Sentencia Civil de Supreme Court (Panama), 1ª de lo Civil, 10 de Abril de 1996

PonenteROGELIO A. FÁBREGA Z
Fecha de Resolución10 de Abril de 1996
EmisorPrimera de lo Civil

VISTOS:

El licenciado R.A.C.V., actuando en nombre y representación de R.D., formalizó recurso de casación contra la sentencia de 16 de enero de 1996, dictada por el Tribunal Superior del Cuarto Distrito Judicial, en la Excepción de Dolo en el Actuar y petición antes de tiempo, formulada dentro del proceso ejecutivo incoado por R.D. contra E.M.M..

Ingresado el expediente a esta Superioridad, se fijó en lista por el término que concede la ley, a fin de que las partes presentaran sus respectivos escritos, período que no fue aprovechado por ninguno de ellos.

Consta a foja 67 del expediente el escrito de revocatoria de poder presentado por el casacionista y, en su defecto, lo confiere al Licenciado G.H.V.I..

Encontrándose el negocio pendiente de resolver la admisibilidad, los apoderados judiciales de ambas partes han presentado personalmente un escrito de transacción, tal como lo certifica la Secretaría de la Sala de lo Civil, a foja 69 del expediente. El referido escrito es del tenor siguiente:

"HONORABLES MAGISTRADOS DE LA SALA PRIMERA CIVIL DE LA CORTE SUPREMA DE JUSTICIA:

Nosotros los abajo suscritos, G.H.V.-ISAZA, abogado en ejercicio, actuando en nombre y representación de R.D.G., por la parte demandante, y A.D.M., abogado en ejercicio, actuando en nombre y representación de E.M.M., por la parte demandada, todos de generales conocidas, por este medio concurrimos ante su digno despacho a fin de manifestar que hemos convenido en la presente transacción con base en las cláusulas que consignamos a continuación:

PRIMERO

El licdo. VILLALAZ-ISAZA, apoderado judicial del demandante por este medio desiste del Recurso de Casación interpuesto en contra del auto de fecha 16 de enero de 1996, proferido por el Tribunal Superior del Cuarto Distrito Judicial con sede en el Distrito de Las Tablas, provincia de Los Santos.

SEGUNDO

El licdo. VILLALAZ-ISAZA, apoderado judicial del demandante, se obliga a la entrega del vehículo marca Ford, modelo CL-9000, motor 110-84369, con placa Nº 7c-734 del año 1993, color negro, capacidad 20 toneladas, por virtud del levantamiento de la medida de secuestro ordenada mediante resolución de fecha 1 de noviembre de 1995, proferida por el Juzgado Primero del Circuito de Los Santos.

TERCERO

El licdo. M., apoderado judicial del demandado, manifiesta que el demandado no ha recibido perjuicio alguno por razón de la demanda y medida cautelar de secuestro instaurada dentro del presente proceso y renuncian a cualquier reclamación en contra del demandante.

CUARTO

El licdo. VILLALAZ-ISAZA, apoderado judicial del demandante solicita la devolución de las fianzas de perjuicio consignadas para secuestrar mediante los certificados de garantía Nº 09913 y 09930 expedidos por el Banco Nacional de Panamá, Sucursal de Las Tablas, por B/.1,120.00 y B/.2,200.00 respectivamente.

QUINTO

Ambas partes solicitan que se apruebe la presente transacción y manifiestan que se dan por notificados de la resolución que la aprueba y se allanan de la misma.

Siendo éstos los términos de la presente transacción judicial que hemos convenido, las partes las suscribimos en señal de aceptación.

Panamá, 8 de marzo de 1996.

(fdo.)

Gustavo H. Villalaz-Isaza

Céd.: 8-264-182

por el demandante

(Fdo.)

A.D.M.

Céd.: 4-720-1856

por el demandando".

De conformidad con nuestro ordenamiento jurídico, las partes pueden poner fin al proceso y uno de los medios lo constituye la transacción. En tal sentido, el artículo 1068 del Código Judicial señala:

"ARTÍCULO 1068. En cualquier estado del proceso, inclusive durante el trámite del recurso de casación y dentro de las condiciones establecidas en el Código Civil, podrán las partes transigir la litis.

Para que la transacción produzca sus efectos en el proceso, se acompañará a la respectiva solicitud el documento que la contenga o se hará constar en memorial dirigido al Juez que conoce del asunto.

En ambos casos el escrito será presentado personalmente, salvo que la firma de las partes en el respectivo memorial haya sido autenticada ante Juez o ante Notario. ...".

La Sala observa que el escrito presentado por las partes reúne los requisitos exigidos en la ley, y ha comprobado a foja 83 del expediente que contiene los antecedentes en el negocio que nos ocupa, que el demandado E.M.M. confirió poder al Licenciado A.D.M., quien efectivamente, en el escrito sometido a estudio, representa los intereses del demandado. A pesar que en el punto segundo de la transacción, se hace referencia a la resolución de 1º de noviembre de 1995, dictada por el Juzgado Primero de Circuito de Los Santos, y por medio del cual se ordena el levantamiento de la medida cautelar (secuestro), esta S. estima conveniente señalar que la referida resolución se puede comprobar a fojas 24-29, en la cual no se ordena la devolución de las fianzas, por tanto es pertinente acceder también a esta petición.

Por otra parte, ambos apoderados están facultados para transigir, tal como consta en las fojas anteriormente señaladas.

Por las razones expuestas, la Corte Suprema, SALA DE LO CIVIL, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la ley, APRUEBA LA TRANSACCIÓN celebrada dentro del proceso ejecutivo instaurado por R.D.G. contra E.M.M., DECLARA TERMINADO EL PROCESO y, en consecuencia, ORDENA el archivo del expediente, previa la devolución de las fianzas respectivas.

N..

(fdo.) R.A.F.Z.

(fdo.) R.A.G.

(fdo.) E.A.S.

(fdo.) ELIGIO MARÍN CASTILLO

Secretario Interino

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR