Sentencia Civil de Corte Suprema de Justicia (Pleno), 1ª de lo Civil, 25 de Febrero de 2014

Ponente:Oydén Ortega Durán
Fecha de Resolución:25 de Febrero de 2014
Emisor:Primera de lo Civil
 
CONTENIDO

VISTOS: La L.. A.A.O., actuando en nombre de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., promovió Recurso de Revisión para que se anule el Auto No.622 de 16 de mayo de 2011 emitido por el Juzgado Quinto del Primer Circuito de Panamá, Ramo Civil, dentro del Proceso Ejecutivo Hipotecario que la sociedad MULTIBANK, S.A. interpuso en contra de la referida empresa con el propósito de lograr que se anulara todo lo actuado a partir de la foja 40 del referido Proceso, por haberse seguido en ausencia de dicha demandada y al haber requerido dicha entidad bancaria su emplazamiento por edictos, sin cumplir con lo que establece el artículo 1017 del Código Judicial. Consecuentemente, se requirió la anulación de la inscripción ordenada al Registro Público en virtud del Auto No.622 de 16 de mayo de 2011, por el cual se adjudicaron a la empresa INMOBILIARIA CALDERA, S.A. varios bienes inmuebles de propiedad de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. Mediante el Auto No.622 de 16 de mayo de 2011, el Juzgado Quinto de Circuito del Primer Circuito Judicial resolvió lo siguiente: 1. APROBAR EL REMATE celebrado el día 12 de mayo de 2011, dentro del Proceso Ejecutivo Hipotecario promovido por MULTIBANK,S.A. contra PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., inscrita a la ficha 406649, documento 275610, de la Sección de Propiedad, del Registro Público. 2.-ADJUDICAR DEFINITIVAMENTE a título de COMPRA EN SUBASTA PÚBLICA, a INMOBILIARIA CALDERA, S.A., persona jurídica, debidamente inscrita a la ficha 717056, documento 1870751, de la Sección de Micropelículas Mercantil del Registro Público, por la suma de TRESCIENTOS CUARENTA Y SIETE MIL DOSCIENTOS VEINTIOCHO BALBOAS CON 85/100 ( B/.347,228.85) el siguiente bien: La finca No.4446, inscrita ala rollo 9347, documento 2, con Código de Ubicación 1101, de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la SOCIEDAD PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. La finca No.5847, inscrita al documento digitalizado 62968, de la Sección de propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la SOCIEDAD PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. La finca No.5785, inscrita al documento digitalizado, adquirida al documento 1099982, de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la SOCIEDAD PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. La finca No.7354, inscrita al documento digitalizado 582070 de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la SOCIEDAD PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. Se ORDENA al Registro Público, CANCELAR la inscripción existente sobre la finca antes descrita e inscribirla a nombre de INMOBILIARIA CALDERA, S.A., persona jurídica, debidamente inscrita a la ficha 717056, documento 1870751, de la Sección de Micropelícula Mercantil del Registro Público. Se ORDENA asimismo, CANCELAR el Embargo decretado por este Tribunal mediante el Auto No.1115 de dos (2) de septiembre de dos mil diez (2010). Se ORDENA la cancelación de la hipoteca que se encuentra inscrita a la ficha 474933, documento redi 1738011 de 9 de marzo de 2010. Se ORDENA además, oficiar a quien corresponda, para los fines y efectos legales correspondientes. Se ORDENA la entrega del certificado de depósito judicial 02110000007276 por la suma de B/.52,084.33 a la parte actora." (fs.118-122). Corresponde entonces, decidir si este Recurso de Revisión resulta fundado o no, previas las consideraciones siguientes: RECURSO DE REVISIÓN La Causal invocada por PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. es la consagrada en el numeral 9 del artículo 1204 del Código Judicial, en los siguientes términos: "Si una parte afectada con la Sentencia no fue legalmente notificada o emplazada en el proceso, siempre que en uno y otro caso no haya mediado ratificación expresa o tácita de dicha parte, ni el objeto del asunto hubiese sido debatido en el proceso." Los hechos que sirven de fundamento al Recurso interpuesto por la sociedad demandante, fueron expuestos de la siguiente manera: "PRIMERO: El 23 de diciembre de 2009, mediante escritura pública No.26,638 de la Notaría Décima del Circuito de Panamá, corregida y adicionada mediante la Escritura Pública No.595 de 11 de enero de 2010, de la Notaría Décima del Circuito de Panamá, PETRO COMERCIAL DEL CARIBE, S.A. celebró contrato de préstamo comercial garantizado por Primera Hipoteca y Anticresis con el banco MULTIBANK, INC. por CUATROCIENTOS VEINTE MIL QUINIENTOS SESENTA Y CUATRO BALBOAS CON DIECIOCHO CENTAVOS (B/.420,564.16) y su pago se lo garantizó constituyéndole primera hipoteca y anticresis sobre los siguientes bienes inmuebles: 1.Finca No.4446 inscrita al rollo9347, documento 2, con Código de Ubicación 1101 de la sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. 2.Finca No.5847, inscrita al documento digitalizado 62968, de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. 3.Finca 5785, inscrita al documento digitalizado 39218, adquirida al documento 1099982 de la sección de Propiedad , Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. 4.Finca 7354, inscrita al documento digitalizado 582070, de la sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. SEGUNDO: El 1° de septiembre de 2010, MULTIBANK, N.A. presentó demanda ejecutiva hipotecaria contra PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., para el cobro de CUATROCIENTOS CINCUENTA Y SEIS MIL QUINIENTOS SETENTA Y SEIS BALBOAS CON SETENTA Y SEIS CENTAVOS (B/456,576.76, en concepto de capital e intereses y Feci, calculados al día 16 de junio de 2010, así como el pago de los intereses que se venzan hasta la total cancelación de la deuda, resultantes del préstamo hipotecario contenido en la Escritura Pública No.26,638 de 1° de diciembre de 2009, de la Notaría Décima del Circuito de Panamá, la cual acompañó, más nuevos intereses, costas y gastos y en dicha demanda señaló como domicilio de la demandada PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., Avenida 17 de Abril, Changuinola, Edificio Petrocomercial del Caribe, Provincia de Bocas del Toro, República de Panamá. (fs.1-2, resaltado nuestro) TERCERO: Mediante Auto No.1115 de 2 de septiembre de 2009, el Juzgado Quinto del Primer Circuito de Panamá, Ramo Civil, libró mandamiento de pago a favor de MULTIBANK, N.A. y contra PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., hasta la concurrencia de QUINIENTOS VEINTE MIL OCHOCIENTOS CUARENTA Y TRES BALBOAS CON VEINTISIETE CENTAVOS (520,843.27) en concepto de capital, intereses, costas y gastos, y decretó embargo sobre las fincas hipotecadas: 1.Finca No.4446 inscrita al rollo9347, documento 2, con Código de Ubicación 1101 de la sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. 2.Finca No.5847, inscrita al documento digitalizado 62968, de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. 3.Finca 5785, inscrita al documento digitalizado 39218, adquirida al documento 1099982 de la sección de Propiedad , Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. 4.Finca 7354, inscrita al documento digitalizado 582070, de la sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro, propiedad de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. CUARTO: La notificación del Auto Ejecutivo a la parte demandada fue diligenciada mediante Exhorto No.33, librado a cargo del J. del Circuito de lo Civil de Bocas del Toro, quien a su vez, comisionó para ello, al Juzgado Municipal de Changuinola. Consta en el expediente a fojas 59 y 60, los oficios girados al J. de la Zona Policial de Bocas del Toro, para realizar las notificaciones correspondientes, al R.L. de la demandada, señor R.R.O., al domicilio de la sociedad anónima, sito Avenida 17 de abril, Distrito de Changuinola, edificio Petrocomercial del Caribe, S.A. de cuyas gestiones, primeramente a foja 60, aparece una anotación, en la parte inferior derecha, suscrita por el agente de Policía No.14304 Caparroso, que señala "Se dejó el mensaje con la esposa ya que el mismo trabaja en Panamá el día 18/10/10 Hora 11:35 A.M."(El resaltado es nuestro). QUINTO: Siendo ello así, el Juzgado Municipal de Changuinola, previo informe secretarial, devuelve la comisión en el estado en que se encuentra (fs.61), a su lugar de origen, Juzgado Quinto del Primer Circuito Judicial de Panamá, Ramo Civil. Mediante escrito de 25 de noviembre de 2010 (fs.65), la representación judicial de la ejecutante solicitó que se expidiera el edicto emplazatorio "a efectos de lograr la notificación de la parte demandada, toda vez que conforme se desprende del Exhorto No.33 librado a cargo de la J. Municipal del Distrito de Changuinola, el cual certificada (sic) que el representante legal de la sociedad no puede ser ubicado en el domicilio conocido de la misma. SEXTO:Mediante resolución de 26 de noviembre de 2010, sin cumplir con lo que establece el artículo 1017 del Código Judicial "cuando la parte demandada sea una persona jurídica cuyo domicilio aparezca inscrito en el Registro Público y no fuere hallada en el lugar designado, se hará constar por el funcionario del Tribunal tal circunstancia en el proceso. En el caso de que se localice el lugar designado y no sea posible hacer la notificación por cualquier circunstancia al representante legal, se extenderá una nota informativa en el acto, que se entregará a un empleado que se encuentre en el lugar para que el representante legal comparezca al tribunal en el término de tres días, con apercibimiento de que si no comparece se le emplazará por edicto, siendo de su cargo los gastos del emplazamiento en todo caso. ( el resaltado es nuestro) y tampoco con la certificación secretarial que manda el articulo 1646 del Código Judicial, el Juzgado Quinto del Primer Circuito Judicial de Panamá, Ramo Civil, ordenó que se emplazara por edicto a la sociedad anónima PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A.(fs.64), los cuales fueron publicados en el periódico "La Estrella de Panamá", ediciones de los días 15, 16 y 17 de diciembre de 2010 (fs.65). En los hechos subsiguientes planteados para sustentar la Revisión (SÉPTIMO a DÉCIMO), la Apoderada de los Recurrentes manifiesta, entre otros aspectos, que al no comparecer al Proceso el respectivo R.L., "el tribunal le nombró un defensor de ausente (fs.68), a quien se le notificó personalmente el Auto Ejecutivo."(fs.42 vuelta);que el 11 de mayo tuvo lugar la venta judicial de los bienes inmuebles embargados, a la cual compareció la sociedad anónima denominada INMOBILIARIA CALDERA, S.A., que a través de su apoderada judicial presentó la postura correspondiente y se le adjudicaron provisionalmente los inmuebles de propiedad de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A.; que se aprobó el remate mediante Auto No.622 de 16 de mayo de 2011, adjudicándose definitivamente a INMOBILIARIA CALDERA, S.A. los inmuebles respectivos, destacando finalmente en el Hecho DECIMO que como el domicilio de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. estaba situado en la Avenida 17 de Abril, Changuinola, Provincia de Bocas del Toro, "debió darse cumplimiento a lo establecido en el artículo 1017 del Código Judicial, o sea, entregar la nota informativa correspondiente" lo que no se realizó, ni tampoco se cumplió con extender la certificación que para este tipo de procesos establece el artículo 1646 del Código Judicial. Igualmente, se solicitó en el libelo contentivo del Recurso de Revisión bajo estudio, la inscripción provisional de la Demanda, con fundamento en el Artículo 1227, numeral 3 del Código Judicial, para que se realizara la anotación respectiva en el Registro Público respecto a los bienes inmuebles de propiedad de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. Con el Recurso de Revisión fueron presentadas pruebas documentales consistentes en los Certificados del Registro Público, referentes a la existencia de las sociedades MULTIBANK, INC. y PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. y copia auténtica del expediente del Proceso cuya anulación fue solicitada. Luego de fijada y consignada la fianza de costas a que alude el artículo 1211 del Código Judicial, mediante Resolución de 23 de enero de 2012, esta S. ORDENA CORREGIR la Demanda del Recurso de Revisión interpuesto por la Licenciada Á.A.O. en nombre y representación de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., contra el Auto No.622 de 16 de mayo de 2011, dictado por el Juzgado Quinto de Circuito de lo Civil, "con la finalidad que se incluya en la misma, como parte demandada para los efectos del presente Recurso a la mencionada empresa INMOBILIARIA CALDERA, S.A., y que de esta manera se integre debidamente la relación procesal."(fs.143-144). En cumplimiento a lo ordenado por la S., la L.. A.A.O. presentó el día 26 de enero de 2012 el libelo de la Demanda de Revisión corregida (fs.145-156), aduciendo un conjunto de pruebas documentales, declaraciones juradas y el respectivo Reconocimiento de firma y contenido de documentos para lo cual requiere sea citado el señor J.I.C.N., a fin que reconozca la firma y contenido de la Declaración Jurada rendida ante el Notario Primero de Veraguas, quien fue el encargado de realizar la notificación personal cuya nulidad es requerida en el Recurso de Revisión. Igualmente, la referida Apoderada judicial mediante memorial de 26 de enero de 2012, designa a la L.. MYRIAM DE LA LASTRA como Apoderada Sustituta de la sociedad demandante. En atención a que la corrección ordenada por esta Colegiatura fue cumplida oportunamente por la representación judicial de la demandante, esta S. Civil mediante Resolución de 19 de abril de 2012 DECLARA ADMISIBLE la Demanda corregida del Recurso de Revisión respectivo y DISPONE: CITAR PERSONALMENTE a la sociedad MULTIBANK, INC., representada por R.S.G. y a la sociedad INMOBILIARIA CALDERA, S.A., representada por C.C. MORALES; ADVIERTE que igualmente podrán intervenir en calidad de litis consorte, cualquier persona o entidad a quien pueda agraviar, beneficiar o afectar, en cualquier forma, la Resolución que se dicte en este Recurso de Revisión y se ACCEDE a la solicitud de inscripción provisional de la Demanda de Revisión en el Registro Público, con el propósito de afectar los bienes inmuebles de propiedad de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. que fueron rematados por la sociedad INMOBILIARIA CALDERA, S.A. Al dar contestación a la Demanda, la sociedad MULTIBANK, INC. representada por la firma forense ARIAS, ALEMÁN & MORA, se opone a la Causal invocada por la Recurrente, aceptando los primeros 5 Hechos y asimismo, el SÉPTIMO, OCTAVO y NOVENO. Sin embargo, niega los Hechos SEXTO y DÉCIMO y UNDÉCIMO señalando que no es cierto que se haya incumplido con la certificación secretarial de que trata el artículo 1646 del Código Judicial, exponiendo su inconformidad ya que "según las constancias de autos, una vez determinado por el Juzgado Municipal del Distrito de Changuinola de que el señor R.R.O., en su condición de representante legal de la ejecutada PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. no podía ser localizado en el domicilio conocido por nuestra representada, toda vez que el mismo se había trasladado a laborar a la ciudad de Panamá, se procedió a su emplazamiento conforme el referido artículo 1646 lex cit, procediendo el S. del Juzgado Quinto de Circuito Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá, a confeccionar la Certificación de que trata la referida norma, con el error de denominarlo "Informe Secretarial"(fs.64 del expediente impugnado), lo cual no se (sic) constituye un error grave que pueda implicar la nulidad de todo lo actuado a partir de ese momento." Por otro lado, la sociedad INMOBILIARIA CALDERA, S.A., representada por la L.. N.O., al contestar el Recurso de Revisión, igualmente, acepta los 5 primeros Hechos, así como los Hechos SÉPTIMO, OCTAVO y NOVENO del libelo propuesto; negando en consecuencia, los Hechos SEXTO, DÉCIMO y UNDÉCIMO y al respecto expuso que "es importante señalar que estamos frente a un proceso ejecutivo hipotecario con renuncia de trámites, por lo que se puede observar que las diligencias de notificación se realizaron de acuerdo a lo señalado en el artículo 1641 del Código Judicial." Cumplidos los trámites respectivos, se fijó fecha de audiencia conforme a las exigencias del artículo 1216 del Código Judicial, actos que fueron realizados en 2 sesiones, la primera el día 8 de agosto de 2012, (fs.215-223) y la siguiente el 21 de noviembre de 2012 (fs.229-248); actos en que participaron la Licenciada A.A.O., apoderada judicial de PETROTEMINAL DEL CARIBE, S.A.; el Licenciado A.G., de la firma de abogados A., A. y M., apoderados de MULTIBANK, INC. y la Licenciada N.O. quien representó los intereses de INMOBILIARIA CALDERA, S.A., quienes presentaron sus respectivos alegatos de conclusión, según consta de fojas 249 a 272del dossier. A los propósitos de sustentar debidamente la decisión, esta Colegiatura estima pertinente, transcribir parte de la declaración rendida por el señor J.I.C.N., miembro de la Policía Nacional, según consta en el acto de Audiencia celebrado el día 8 de agosto de 2012, por ser el funcionario a quien le correspondió atender la citación encomendada por el Juzgado Mixto Municipal del Distrito de Changuinola y entregarla al señor R.R.O., R.L. de la empresa demandante PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. Entre otros aspectos, el declarante expresó lo siguiente: "PREGUNTADO: Diga el testigo si sabe usted donde se encuentra ubicada la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE? CONTESTÓ: Se encuentra ubicada en la 17 de abril. P'REGUNTADO: Diga el testigo si usted realizó la notificación encomendada por el Juzgado Mixto Municipal del Distrito de Changuinola al representante legal de Petrocomercial del Caribe? CONTESTÓ: Yo procedí a ir al lugar donde se encuentran las oficinas y al llegar al lugar le pregunté a los trabajadores, quienes me dijeron que él había salido de la provincia y yo para estar más seguro procedí ir (sic) a su residencia, la finca 6 y ella me dijo que no se encontraba, que estaba fuera de la provincia. PREGUNTADO: Diga el testigo si usted le entregó algún oficio, boleta o nota a la señora R. al momento en que llegó a la finca 6. CONTESTO: No la entregué porque la J. interina es muy estricta y me dijo que si no se encontraba la persona buscaba, que pusiera lo que me decía la persona con la cual me entrevistaba, porque a ella le gustaba que la nota tuviera la firma de la persona que se estaba notificando. PREGUNTADO: Diga si usted conocía personalmente al señor R.R.O.? CONTESTO: Si. La Licenciada A. señaló no tener más preguntas que formular al testigo, por lo que el mismo quedó a disposición del Licenciado González. PREGUNTADO: Usted señala haber ido a las oficinas del señor R.R.O., ubicadas en Calle 17 de abril, en Petrocomercial del Caribe y que el señor no se encontraba en esos momentos, pero que para cerciorarse fue a la residencia del señor en referencia y conversó con la esposa, usted le explicó a la esposa de qué se trataba el motivo de su visita en la residencia? CONTESTO: No, porque como eso es confidencial, allí nada más tenia que notificar a la persona que estaba buscando. PREGUNTADO: De acuerdo a su señalamiento de que conocía al señor R.R.O. y a su señora, la misma le dijo que el señor R. no era localizable en esos momentos en su residencia en Changuinola, lo comunicó usted al Tribunal debidamente? CONTESTÓ: Lo agregué en la parte de abajo. No habiendo más preguntas que formular, el testigo se retira." (fs.221-222). Recibida la declaración al testigo J.I.C.N., se suspendió la audiencia para proceder a la ratificación de la Declaración Jurada rendida por el referido señor, ante el Notario Primero de Veraguas, medio probatorio admitido por esta S. al haber sido aportado por la parte Recurrente. (fs.167). El día 21 de noviembre de 2012, se continuó la Audiencia que había sido iniciada el día 8 de agosto de ese mismo año, declarando el Presidente de la S., que "en esta ocasión nos limitaremos a atender la razón de la misma que consiste en el reconocimiento de firma y contenido de la Declaración Jurada rendida ante el Notario Primero de Veraguas por el señor J.I.C.N. y también veremos los alegatos." (fs.229). Para la ilustración de rigor, la S. transcribe a continuación la parte pertinente del texto de la respectiva deposición notarial: "DECLARACIÓN JURADA. En la ciudad de Santiago, Cabecera del Distrito Municipal del mismo nombre y de la Provincia y Circuito Notarial de Veraguas, República de Panamá, siendo las cinco y cincuenta de la tarde (5:50 P.M.) del día veinticinco (25) de enero del año dos mil doce (2012) ante mí, M.R.S.S., NOTARIO PÚBLICO DEL CIRCUITO NOTARIAL DE VERAGUAS, con cédula de identidad personal número siete-cincuenta y cuatro-trescientos treinta y nueve (7-54-339), compareció personalmente el señor J.I.C.N., varón, panameño, mayor de edad, con cédula de identidad personal número cuatro-ciento treinta y siete-mil setecientos treinta y ocho, (4-137-1738), residente en Changuinola, Provincia de Bocas del Toro, de paso por esta ciudad, persona a quien conozco, con el fin de rendir una declaración bajo la gravedad de juramento y con pleno conocimiento de las sanciones que por el delito de falso testimonio establece el Código Penal de la República de Panamá en su Artículo trescientos ochenta y cinco (385). Seguidamente, se da inicio a la presente diligencia, libre de coacción y sin ningún tipo de apremio, de acuerdo al cuestionario elaborado por la Licenciada J.R.O., con cédula de identidad personal número cuatro-ciento sesenta y tres-trescientos cuarenta y ocho (4-163-348), Abogada en Ejercicio: UNO (1): Diga el declarante si conoce a R.R.O., en caso afirmativo desde cuando lo conoce, si son amigos, enemigos o parientes? Yo lo conozco a él debido a que soy el Notificador de la Policía Nacional, desde que yo llegué a mi puesto de Notificador en Changuinola, Provincia de Bocas del Toro o sea más o menos 15 años, yo lo conozco, pero tampoco soy enemigo de él, nos llevamos bien."--- "CINCO (5): Diga el declarante si fue usted quien hizo la notificación del oficio 857 del 7 de octubre de 2010 procedente del Juzgado Mixto Municipal del Distrito de Changuinola, detalle la nota, dónde hizo la notificación? Si fui yo, la nota dice más o menos lo siguiente: Dirigida a D. De Gracia, que se sirva impartir las instrucciones correspondientes a fin de que el señor R.R.O., portador de la cédula de identidad personal número 4-151-357, con residencia en Avenida 17 de Abril, Distrito de Changuinola, edificio de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE. Sea debidamente notificado del deber de comparecer ante los estrados de este Tribunal, para la práctica de una diligencia judicial. Yo me dirigí a Finca 6 a la residencia que queda cerca de la Policía de Menores a entregar la notificación y el señor R.R.O. no se encontraba y entonces de dejó el mensaje con la esposa R.C.D.R. y ella me informó que R.R. OSTIA estaba en Panamá trabajando." (Subraya la S.) Acto seguido, se procedió a la práctica de la diligencia de reconocimiento de firma y contenido de la Declaración Jurada realizada anteriormente por el señor J.I.C.N. ante el Notario Primero de Veraguas. Estando el referido señor a disposición de la Licenciada A., fue interrogado así: "PREGUNTADO: S.C., el motivo de esta diligencia es para que reconozca el contenido y firma de este documento que se expidió en la Notaría Pública de Veraguas, quiero que lo revise y nos diga sobre el contenido y la firma que aparece allí? CONTESTÓ: Si esa es mi firma y reconozco el contenido de la misma." Concluida la etapa de alegatos orales y antes de dar por concluida la Audiencia, el Presidente de la audiencia comunicó a los respectivos Apoderados que podían presentar un resumen escrito de los alegatos, para lo cual contaban con un término de tres(3) días siguientes a la fecha de la audiencia, oportunidad que fue aprovechada por la representación judicial de todas las partes. De lo ocurrido en la audiencia celebrada el día 21 de noviembre de 2012, es importante transcribir algunos planteamientos esbozados por la L.. A.A.O., apoderada de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., los cuales se transcriben a continuación: "En el expediente consta el testimonio del señor J.I.C.N., agente de policía de Changuinola y quien realiza las notificaciones al Juzgado Municipal. El señor C.N. compareció a la Avenida 17 de Abril a localizar al señor R.R.O. sin embargo, el señor R.O. no se encontraba en el lugar y posteriormente se dirigió a su domicilio ubicado en finca 6 de Changuinola donde tampoco estaba el señor R.O., en ninguno de los dos lugares el agente de policía entregó ningún tipo de nota, boleta, comunicación para el señor R.O.." Lo anterior es de vital importancia, ya que Petrocomercial del Caribe, S.A. es una persona jurídica, cuyo representante legal es R.R.O., quien debía notificarse personalmente del auto que libraba mandamiento de pago. El artículo 1641 del Código Judicial no lo podemos ver aislado al artículo 1017 de la excerta legal, no consta en el expediente que Petrocomercial del Caribe que es una persona jurídica, que se le haya entregado alguna nota informativa, de igual manera en el expediente tampoco consta que se haya dado cumplimiento a lo que establece el artículo 1646 del Código Judicial. En el expediente, a fojas 64 se ve el informe secretarial que hizo el S. del Tribunal, no vemos en este informe realizado por la Secretaría del Juzgado que se señale que el ejecutado no pudo ser localizado. Lo anterior no constituye un error de nominación como lo señala la contraparte en su contestación de demanda, es una grave omisión al trámite ejecutivo, que se dio en el proceso y que obviamente violentó el derecho de defensa de Petrocomercial causándole los graves perjuicios que hoy afrontan."(fs.235-236). (Lo resaltado es de la S.) Por otro lado, la proponente del Recurso de revisión L.. A.A.O., mediante escrito visible de fojas 249 a 262 expuso algunos planteamientos adicionales en defensa de la parte Recurrente, por lo que la S. los resume, para la ilustración de rigor: "Revisada la Escritura Pública No.26,638 de la Notaría Décima del Circuito de Panamá, corregida y adicionada mediante la Escritura Pública No.595 de 11 de enero de 2010, mediante la cual se protocolizaba el contrato de préstamo suscrito entre MULTIBANK, INC. y PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., podemos observar que la cláusula decimosexta de la misma, LA DEUDORA PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., "renuncia a los trámites del proceso ejecutivo y al domicilio en caso de que EL BANCO tuviere que recurrir a los tribunales de justicia."(Destaca la S.). Con referencia a la renuncia de trámite, es necesario señalar, que la misma se da, en los juicios ejecutivos, cuando las partes expresamente pactan, renunciar a los trámites comunes de los procesos ejecutivos, y someterse a un procedimiento especial con el fin de satisfacer las acreencias mediante subasta del bien dado en hipoteca. Siendo ello así, y ante esta característica especial, el Código Judicial, establece en su artículo 1744, dos (2) formas de hacerlo, las excepciones de pago o de prescripción. La norma señalada dice lo siguiente: "1744.(1768). Cuando en la escritura de hipoteca se hubiere renunciado a los trámites del proceso ejecutivo, el J. con vista en la demanda y de los documentos que habla el artículo 1734, ordenará la venta del inmueble con notificación del dueño actual del bien hipotecado; pero no se podrán proponer incidentes, ni presentar otra excepción que la de pago y prescripción."( Resalta la S.). Si bien es cierto, PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. y su R.L., señor R.R.O., renunciaron al domicilio, al firmar el contrato de compraventa, ello, solo le permite a MULTIBANK, INC., la facultad de escoger el lugar donde acudiría a los tribunales de justicia, en caso de ser necesario. La renuncia de trámite, contrario a lo que señala la apoderada judicial de M., Inc., en su contestación, no significa que se debe dar una (sic) trámite distinto al que establece el Título XIV, Capítulo 1 del Código Judicial, específicamente, el artículo 1641 que obviamente debe estar en concordancia con el 1017 de la excerta legal citada, para evitar la indefensión de alguna de las partes." (fs.254-255).(Resalta la S.). ... "Como puede observarse a foja 64 del expediente, el secretario del Juzgado Quinto de lo Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá, confeccionó un "Informe Secretarial", que señala lo siguiente:"Por este medio le informo que, de acuerdo al informe secretarial proveniente del Juzgado Mixto Municipal del Distrito de Changuinola, por motivo del Exhorto No.33 de 2 de septiembre de 2010, señala que figura un informe en donde, el citador de la policía indica que la cónyuge del representante legal de la sociedad demandada manifestó que su esposo, el señor R.R.O., trabaja en Panamá. No vemos en el "Informe Secretarial",realizado por la secretaria del juzgado, que se señale "que el ejecutado no puede ser localizado", lo anterior, no constituye un error de denominación, como señala la contraparte, en su contestación de demanda, por el contrario, es una grave omisión al trámite ejecutivo, que se dio en el proceso ejecutivo hipotecario presentado en contra de Petrocomercial del Caribe, S.A:, y que obviamente, violentó su derecho a defensa, causándole los graves perjuicios, que hoy afronta." ... De igual manera, al no poder encontrar al representante legal de la ejecutada en su domicilio legal, la parte ejecutante, MULTIBANK, INC., debió declarar bajo la gravedad del juramento el desconocimiento de otro domicilio de la misma, utilizando alguna de las tres (3) alternativas que se establecen para ello, en el artículo 1016 del Código Judicial y posteriormente, solicitar el emplazamiento al juzgado." (Destaca la S.). En su oportunidad, correspondió a la firma de Abogados ARIAS, ALEMÁN & MORA la que por intermedio del L.. A.G., expuso en un resumen de los alegatos, lo siguiente: "Para iniciar debemos advertir que nos encontramos ante una Demanda de Revisión en la que se designa como Resolución cuya revisión se solicita el Auto No.622 de 16 de mayo de 2011, por medio del cual se aprobó el remate celebrado dentro del Proceso Ejecutivo Hipotecario con renuncia de trámites que MULTIBANK, INC. le sigue a PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., el cual se ventiló en el Juzgado Quinto de lo Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá, sin embargo, resaltamos que en la petición se solicita la declaratoria de nulidad de todo lo actuado a partir del Auto No.1115 de 2 de septiembre de 2010, por medio del cual se libró mandamiento de pago y se decretó embargo sobre los bienes inmuebles hipotecados. Es decir, se promueve el Recurso de revisión contra el Auto No.622 de 16 de mayo de 2011, aprobatorio del remate o venta judicial, pero se pide la nulidad de lo actuado a partir del Auto No.1115 de 2 de septiembre de 2010, que libra el mandamiento de pago. De igual manera resulta imperioso señalar que este Recurso de Revisión se ha fundamentado en la causal 9 del artículo 1204 del Código Judicial, tal y como se desprende de manera clara del libelo de demanda, causal que se produce cuando la parte afectada con la sentencia no fue legalmente notificada o emplazada en el proceso, siempre que en uno y otro caso no haya mediado ratificación expresa o tácita de dicha parte, ni el objeto o asunto hubiere sido debatido en el proceso, resultando que esa Augusta S. Civil de la Corte Suprema de Justicia ha reiterado en varias ocasiones que la causal de revisión contenida en el numeral 9 del referido artículo 1204 del Código Judicial, solo puede invocarse cuando se trate de Sentencias, no así de Autos, como en el caso que nos ocupa."(fs.263). Por otra parte, la L.. N.O., en representación de la sociedad INMOBILIARIA CALDERA, S.A., empresa a la cual le fueron adjudicados a título de compra en subasta pública los bienes inmuebles embargados por MULTIBANK, INC. a la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., exteriorizó diversos razonamientos que la S. resume para la ilustración de rigor. "Podemos observar que en virtud de la dirección que aporta la sociedad demandante MULTIBANK, INC., al momento de presentar la demanda en contra de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. , el J. d Primera Instancia al momento de admitir la demanda mediante Auto No.1115 del 2 de septiembre de 2010, ordenó confeccionar exhorto al Juzgado de Circuito Civil de Bocas del Toro, lo cual conste en el expediente específicamente en la foja No.53, con la finalidad de que se realizara la diligencia de notificación de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., cuyo R.L. es el señor R.R.O., ya que el mismo tenía su domicilio en la provincia de Bocas del Toro. Y mediante oficio No.1191 del 2 de septiembre de 2010 se remite el exhorto No.33 de la misma fecha, al J. de Circuito de lo Civil de Bocas del Toro, con la finalidad de que realizara la mencionada diligencia. Por lo anterior, el Juzgado Primero de Circuito de Bocas del Toro Ramo Civil, le da entrada al exhorto antes mencionado y comisiona al Juzgado Mixto Municipal del Distrito de Changuinola de la Provincia de Bocas del Toro para que proceda con la debida diligencia de notificación, lo cual consta a foja 67 del expediente. Siendo así el Juzgado Mixto Municipal del Distrito de Changuinola, acoge el despacho y le solicita al Sub-Comisionado jefe de la Zona Policial de Bocas del Toro que le colabore en impartir las instrucciones correspondientes a fin de que el señor R.O. se notificada del deber de comparecer ante los estrados de su juzgado para la práctica de una diligencia Judicial lo cual consta a foja 70 del expediente. Vemos claramente que se cumple con lo establecido en el artículo 1641 de nuestro Código Judicial, el cual a la letra señala que: "El Auto Ejecutivo será notificado personalmente al deudor, o a su representante, o su apoderado, haciéndolo saber por medio de una diligencia en los términos establecidos en el artículo 1004....." Es claro el artículo 1641 del Código Judicial al señalar que el Auto Ejecutivo se debe notificar a su representante, como se dio en el caso que hoy nos ocupa. Posterior a esto a foja (71), el 26 de octubre de 2010, el S. del Juzgado Mixto Municipal del Distrito de Changuinola, de la Provincia de Bocas del Toro, emite un informe secretarial en el cual hace consta que el señor R.R.O. trabaja en Panamá, toda vez que así se lo había comunicado la esposa del señor Ostia, al citador de la Policía, y esto último consta a foja (74) del expediente. Por lo que es evidente que también se cumplió con lo establecido en el artículo 1646, el cual a la letra señala que: "Si el S. certificare que el ejecutado no puede ser localizado, ni tuviere conocimiento donde se le puede localizar, el J. lo emplazará, mediante edicto que se publicará sólo por 3 veces en un diario de circulación nacional y se le nombrará un defensor de ausente." Posterior a estas etapas procesales el apoderado judicial de M., Inc., solicita se confeccione edicto emplazatorio, lo cual consta a foja (75), con la finalidad de que la sociedad demandante (sic) comparezca dentro del proceso Ejecutivo Hipotecario de Bien Inmueble, para notificarse del Auto Ejecutivo. Señores Magistrados es evidente que se realizan los intentos de notificar al R.L. de la sociedad demandada y que se confecciona el informe secretarial de que no se logró localizar al demandado, por lo que se cumple claramente con lo establecido en los artículos 1641 y 1646 de nuestro Código Judicial. Hay que hacer constar que estamos frente a un proceso Ejecutivo y la norma es clara al señalar cuál es el procedimiento para realizar la notificación del Auto Ejecutivo, en su artículo 1641."(fs.270-272). CRITERIO DE LA SALA La S. se avoca a determinar si le asiste razón a la empresa demandante, respecto a los planteamientos formulados en el libelo contentivo del Recurso de Revisión bajo estudio, a lo cual se procede, previas las siguientes consideraciones. Realizado el estudio minucioso de las constancias del expediente es evidente que la sociedad MULTIBANK, INC. por intermedio de la firma forense ARIAS, ALEMAN & MORA, promovió Demanda Ejecutiva Hipotecaria ante el Juzgado Quinto de Circuito Civil del Primer Circuito Judicial, para el cobro de la suma de CUATROCIENTOS CINCUENTA Y SEIS MIL QUINIENTOS SETENTA Y SEIS BALBOAS CON SETENTA Y SEIS CENTAVOS (B/.456,576.76) y en dicha gestión se señaló como domicilio de la demandada PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., la Avenida 17 de Abril, Changuinola, Edificio de Petrocomercial del Caribe, Provincia de Bocas del Toro, República de Panamá. Consta igualmente que mediante Auto No.1115 de 2 de septiembre de 2010, el referido Juzgado, libró mandamiento de pago a favor de MULTIBANK, INC. y contra PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., hasta la concurrencia de QUINIENTOS VEINTE MIL, OCHOCIENTOS CUARENTA Y TRES BALBOAS CON VEINTISIETE CENTAVOS (B/.520,843,27), en concepto de capital, intereses costas y gastos y decretó embargo sobre varias fincas pertenecientes a la sociedad demandada, anteriormente dadas en garantía a favor de la referida institución bancaria. Teniendo en cuenta que el domicilio de la demandada estaba ubicado en Changuinola, Provincia de Bocas del Toro, el referido Juzgado Quinto de Circuito, Ramo Civil, del Primer Circuito de Panamá, mediante el Exhorto No.33 de 2 de septiembre de 2010,comisionó al Juzgado Primero de Circuito de Bocas del Toro, Ramo Civil, "a fin de notificar a PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., inscrita a la ficha 406649, documento 275610, de la Sección del Registro Público, cuyo representante legal es R.R.O., varón, panameño, mayor de edad, con cédula de identidad personal No.4-151-357, ambos con domicilio en Bocas del Toro, República de Panamá, Avenida 17 de abril, Changuinola, edificio de Petrocomercial del Caribe." Asimismo, el referido Juzgado Primero de Circuito de Bocas del Toro, mediante providencia de 20 de septiembre de 2010 procedió a librar el Oficio No.1009-C de esa misma fecha y remitió el Exhorto No.33 antes indicado, al Juzgado Municipal de Changuinola, para que se notificara al R.L. de Petrocomercial del Caribe, S.A., señor R.R.O., el Auto Ejecutivo No.1115 de 2 de septiembre de 2010, emitido por el Juzgado Quinto de Circuito, Ramo Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá. (fs.65-68). Mediante providencia de 7 de octubre de 2010 (fs.69), el referido Juzgado Mixto Municipal, resolvió lo siguiente: "Auxíliese: Al Juzgado Quinto de Circuito, Ramo Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá, en su Exhorto número 33 relacionado con el proceso Ejecutivo Hipotecario interpuesto por MULTIBANK, INC. contra PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. Por consiguiente se ordena practicar la diligencia solicitada en el mismo. Una vez diligenciada la presente comisión, se ordena devolverla a su lugar de origen, previa anotación de su salida en el libro de registro respectivo." A consecuencia de dicha providencia, el J. Mixto Municipal Interino del Distrito de Changuinola, Suplente Especial, emitió la Cita número 857 dirigida al Sub-Comisionado DIDIER DE GRACIA, J. de la Zona Policial de Bocas del Toro, Changuinola, mediante la cual se reiteraba y solicitaba lo siguiente: "se sirva impartir las instrucciones correspondientes a fin de que el señor R.R.O., portador de la cédula número 4-151-357, con residencia en Avenida 17 de abril, Distrito de Changuinola, edificio de Petrocomercial del Caribe. Sea debidamente notificado del deber de comparecer ante los estrados de este Tribunal para la práctica de una diligencia judicial." Posteriormente, el S.J. del referido Juzgado Municipal, mediante el Informe respectivo le comunica al J. respectivo, que se dispone "devolver a su lugar de origen la presente comisión en el estado en que se encuentra, por motivos de que a fojas 8 figura un informe en donde el citador de la Policía nos indica que la esposa del demandado le manifestó que el señor R.R.O., trabaja en Panamá." Acto seguido, la J. Interina, L.. M.M.E., mediante providencia de 26 de octubre de 2010,"visto y considerado el informe secretarial anterior, se ordena devolver la presente comisión (sic) Tribunal comitente, en el estado en que se encuentra, previa anotación de su salida en el libro de registro respectivo (fs.71); y en efecto se devuelve mediante el Oficio No.1654 de 26 de octubre de 2010, "el Exhorto No.33, relacionado con el proceso Ejecutivo Hipotecario por M., Inc. en contra de Petrocomercial del Caribe, S.A.", al Juzgado Quinto de Circuito, Ramo Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá, sin haber dado cumplimiento a la notificación personal del Auto Ejecutivo No.1115 de 2 de septiembre de 2010 que fuera requerida por el aludido tribunal de origen.(fs.73); comisión que en principio, no pudo ser cumplida adecuadamente dado que el señor R.R.O. no estaba en Changuinola, jurisdicción de la Provincia de Bocas del Toro, dado que su esposa le había informado al Agente de la Policía Nacional, señor C.N., que dicho señor estaba trabajando en la ciudad de Panamá. No obstante, la S. advierte al respecto, que si de conformidad con lo dispuesto en el Artículo 210 del Código Judicial, "el comisionado tendrá las mismas facultades que el comitente en relación con la diligencia que se le delegue," bien pudo la J. Municipal de Changuinola, como funcionaria obligada por la Ley y comisionada para realizar la diligencia de notificación del Auto Ejecutivo No.1115, requerir por intermedio de las autoridades de Policía que habían visitado el hogar del señor R.O., su dirección o teléfono en la ciudad de Panamá, para localizarlo en esa jurisdicción y cumplir el cometido ordenado por la Ley. Igualmente, estima la S., que ante el hecho comprobado que quien debía ser notificado personalmente del referido Auto Ejecutivo no pudo se localizado en las oficinas de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. ni en su residencia, ambos domicilios ubicados en Changuinola, le correspondía a la J. respectiva aplicar el procedimiento establecido en el Artículo 1017 del Código Judicial, que dispone al respecto lo siguiente: "Artículo 1017: Cuando la parte demandada sea una persona jurídica cuyo domicilio aparezca inscrito en el Registro Público y no fuere hallada en el lugar designado, se hará constar por el funcionario del tribunal tal circunstancia en el proceso, y se procederá a su emplazamiento. En el caso de que se localice el lugar designado y no sea posible hacer la notificación por cualquier circunstancia al representante legal, se extenderá una nota informativa en el acto, que se entregará a un empleado que se encuentre en el lugar para que el representante legal comparezca al tribunal en el término de tres días, con apercibimiento de que si no comparece se le emplazará por edicto, siendo de su cargo los gastos del emplazamiento en todo caso. El procedimiento establecido en este artículo, es aplicable solamente en los casos en que deba citarse a alguna persona que no ha comparecido en el proceso para hacerle una notificación personal, sin que sea aplicable lo dispuesto en el artículo 1009."(Destaca la S.). Contrario a lo que sostiene la firma forense, ARIAS, ALEMAN & MORA, respecto a que dicho procedimiento no es aplicable al caso bajo estudio, esta Colegiatura es de la opinión, que tal tesis no se ajusta a las normas de procedimiento contenidas en el Código Judicial. Dicho criterio lo sustenta la S., teniendo en cuenta que los Artículos 1641 y 1646 de dicha excerta no contienen norma de similar trámite, ni tampoco la situación ocurrida con miras a lograr la notificación personal del Auto ejecutivo se ubica en lo sucedido en los intentos de notificar personalmente al señor R.R.O., toda vez que, conforme lo dispone el artículo 1646, el S. del Juzgado respectivo no podía certificar con certeza, que el ejecutado no podía "ser localizado ni tuviere conocimiento de donde se le pudiese localizar." Dicha situación es confirmada por el Agente de Policía J.I.C.N., quien trató de ubicar al señor R.R. OSTIA para entregarle el documento de comparecencia, cuando en Declaración Jurada de rango notarial suscrita ante L.. M. R.S.S., Notario Público Primero del Circuito Notarial de Veraguas, dicho Agente de Policía declaró lo siguiente: "CINCO (5): Diga el declarante si fue usted quien hizo la notificación del oficio 857 del 7 de octubre de 2010 procedente del Juzgado Municipal del Distrito de Changuinola, detalle la nota, dónde hizo la notificación? Si fui yo, la nota dice mas o menos lo siguiente: Dirigida a D. De Gracia, que se sirva impartir las instrucciones correspondientes a fin de que el señor R.R.O., portador de la cédula de identidad personal número 4-151-357, con residencia en Avenida 17 de Abril, Distrito de Changuinola, edificio de PETROCOMERCIAL DEL CARIBE. Sea debidamente notificado del deber de comparecer ante los estrados de este Tribunal, para la práctica de una diligencia judicial. Yo me dirigí a Finca 6 a la residencia que queda cerca de la Policía de Menores a entregar la notificación y el señor R.R.O. no se encontraba y entonces se dejó el mensaje con la esposa R.C.D.R. y ella me informó que R.R. OSTIA estaba en Panamá trabajando." (Resalta la S.). Estima esta Colegiatura, que es evidente que la notificación que debía surtirse al señor R.R.O. no fue realizada por la J. Municipal de Changuinola conforme al estricto mandato contenido en el Código Judicial, por los resultados infructuosos que quedan expuestos. Porque, era deber de la referida funcionaria judicial en su actuación de comisionada por el J. de Circuito respectivo, atender la diligencia de notificación del Auto Ejecutivo No.1115 de 2 de septiembre de 2010 (fs.51-53), respetando el procedimiento contenido en el artículo 1017 del Código Judicial y entregarle al empleado respectivo de la persona jurídica PETROCOMERIAL DEL CARIBE, S.A. que se encontrare en el domicilio de dicha sociedad ubicado en la Avenida 17 de abril, Distrito de Changuinola, o en todo caso, a la señora R.C.D.R., esposa del R.L. de dicha sociedad, quien fue la que atendió al Agente Policial J.I.C., "la nota informativa" para que el Representante legal de dicha empresa compareciera al Juzgado Municipal de Changuinola a notificarse del respectivo Auto Ejecutivo, conforme a la diligencia que ordena el Artículo 1641 del Código Judicial, en su directa relación con lo que dispone el Artículo 1004 del mismo Código. Posteriormente, la firma de abogados ARIAS, ALEMAN & MORA mediante memorial de 23 de noviembre de 2010 (fs.75), le solicita al J. Quinto de Circuito del Primer Circuito Judicial de Panamá, Ramo Civil, "se sirva expedir el edicto emplazatorio correspondiente, a efectos de lograr la notificación de la parte demandada, toda vez que conforme se desprende del Exhorto No.33 librado a cargo de la J. Municipal del Distrito de Changuinola, el cual certificada (sic) que el representante legal de la sociedad no puede ser ubicado en el domicilio conocido de la misma." (fs.75). Cumplidos los trámites de emplazamiento y publicados los Edictos respectivos, al no comparecer al Proceso el representante legal de la sociedad demandada PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., se designa al L.. P.R. como Defensor de Ausente, quien se notifica del Auto No.1115 a las 3:20 de la tarde del día 7 de enero de 2011, en su condición de apoderado judicial de la referida empresa, desconociéndose lo normado en el artículo 1641 del Código Judicial. Al respecto estima la S., que dicha notificación por Edicto emplazatorio no procedía ante las circunstancias de procedimiento existentes, al no haberse cumplido eficientemente con lo dispuesto por los artículos 1641 y 1646 del Código Judicial y en la directa relación que tales normas tienen con las contenidas en los artículos 1735 y 1017 del referido Código Judicial. Al respecto, observa esta Colegiatura, que aun cuando de acuerdo a las constancias del dossier estamos en presencia de un Proceso Ejecutivo Hipotecario con renuncia de trámites, lo que no debe desconocerse es que existen algunos trámites que deben surtirse en este tipo de procesos, en que tal "renuncia" no puede entenderse válida, por lo menos, en 2 eventos específicos contenidos en el Código Judicial: PRIMERO: El trámite referente a la notificación personal del ejecutado, que debe ser realizada cumpliendo todos los requisitos establecidos en el Artículo 1641 del Código Judicial, para que luego de intentada ésta en debida forma y acorde a la Ley, entonces sea utilizado el procedimiento del Edicto emplazatorio; y SEGUNDO: El trámite de notificación en el supuesto que contempla el Artículo 1744 del Código Judicial, que al haber sido subrogado por el Artículo 75 de la Ley 15 de 1991, le exige al J. aun cuando existiere renuncia a los trámites del Proceso ejecutivo, que al ordenarse "la venta del inmueble" (deberá hacerse)"con notificación del dueño actual del bien hipotecado," que generalmente es quien ha sido ejecutado en dicho Proceso Ejecutivo Hipotecario. Es decir, si bien el Proceso Ejecutivo Hipotecario está regido por normas con particularidades especiales, entre otras, las relativas a la notificación del Auto Ejecutivo, aquellas normas que regulan este tipo de Procesos le conceden a los ejecutados ciertos beneficios o protecciones, tales como aquellas especiales del Capítulo II del Título XIV del Código Judicial (Artículos 1734 a 1750) y especialmente, la del Artículo 1735 del referido Código, según el cual, "cuando se instaure un proceso ejecutivo en virtud de título hipotecario y se persiguiere la cosa hipotecada, se observarán las disposiciones de los Capítulos anteriores con las especificaciones que contienen los artículos siguientes;" verbigracia, las contenidas en el Capítulo I del referido Título, relativas al Proceso Ejecutivo común o general y con mayor razón, las contenidas en el Capítulo IV del Título VIII, relativo a "Notificaciones y Citaciones." Además, advierte la S., que con fundamento en tal renuncia de trámites no debe permitirse que cuando no se encuentre al ejecutado en su oficina o en su domicilio habitual, porque este se haya trasladado por razones de trabajo u otras distintas a otro domicilio, que se le conculquen sus derechos de defensa bajo el pretexto de una "renuncia" que resulta inexistente desde el punto de vista jurídico, al no cumplirse con la entrega de la nota informativa exigida por el Artículo 1017 del Código Judicial. Sencillamente, porque convalidar tal interpretación sería tanto como desconocer o destruir la existencia del "contradictorio" que solo puede producirse ante la existencia de una notificación realizada atendiendo los preceptos y requisitos exigidos por la normativa legal correspondiente. De aceptarse tal premisa, se permitiría el "emplazamiento por edicto" al ejecutado que hubiere cambiado de domicilio y tornaría en inexistente, un elemento del procedimiento que es consustancial con la naturaleza del Proceso Ejecutivo Hipotecario, como trámite fundamental que no puede ser desconocido, por ser irrenunciable y violatorio del debido proceso. En síntesis, esta Colegiatura es de la opinión, que le asiste razón a la parte Recurrente en su afirmación en cuanto a que la "renuncia de trámites" en este tipo de Procesos, no puede alcanzar validez a los extremos de desconocer los derechos sustanciales de todo ejecutado, puesto que, el derecho a ser notificado conforme a los trámites legales respectivos es consustancial al derecho de defensa y, por lo tanto, debe entenderse irrenunciable. En consideración a los anteriores razonamientos, esta Colegiatura es del criterio, que el trámite realizado por el Juzgado Municipal del Distrito de Changuinola y asimismo, el realizado por el Juzgado Quinto del Circuito Civil del Primer Circuito Judicial, al proceder al emplazamiento por edicto del R.L. de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., en circunstancias tales que no observaron el procedimiento de notificación establecido en el artículo 1017 del Código Judicial, implica reconocer la validez de los cargos formulados en el Recurso de Revisión interpuesto por PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A., ante la demostración de la Causal contenida en el numeral 9 del Artículo 1204 del Código Judicial y así debe resolverse, al haberse comprobado asimismo la violación de los Artículos 1641 y 1646 del Código Judicial y ante la validez de las normas utilizadas como fundamento de Derecho en el referido Recurso extraordinario. En virtud de lo anterior, la Corte Suprema de Justicia, SALA DE LO CIVIL, administrando Justicia en nombre de la República y por autoridad de la Ley, DECLARA FUNDADO el Recurso de Revisión presentado por la L.. A.A.O., en representación de la sociedad PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. contra el Auto No.622 de 16 de mayo de 2011 dictado por el Juzgado Quinto de Circuito Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá, dentro del Proceso Ejecutivo Hipotecario promovido en su contra por MULTIBANK, INC.; y en consecuencia RESUELVE: PRIMERO:DECLARA LA NULIDAD DE LO ACTUADO, a partir de la foja 40 de ese Proceso Ejecutivo Hipotecario, por haberse seguido en ausencia de la demandada PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. y al haber pedido la actora su emplazamiento por edictos, sin cumplir con lo que establece el artículo 1017 del Código Judicial, incluyendo la Resolución de 26 de noviembre de 2010 que ordenó emplazar a PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. e incluso, la notificación realizada al Defensor de ausente, L.. P.R., que consta en el reverso de la foja 68 vuelta, nulidad que alcanza hasta el Auto No.622 de 16 de mayo de 2011 dictado por el Juzgado Quinto de Circuito Civil del Primer Circuito Judicial de Panamá, aprobatorio del remate en que se adjudica definitivamente a INMOBILIARIA CALDERA, S.A. los siguientes bienes inmuebles: La finca No.4446, inscrita al rollo 9347, documento 2, con Código de ubicación 1101, de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro. La finca No.5847, inscrita al documento digitalizado 62968, de la Sección de propiedad, Provincia de Bocas del Toro. La finca No.5785, inscrita al documento digitalizado, adquirida al documento 1099982, de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro. La finca No.7354, inscrita al documento digitalizado 582070 de la Sección de Propiedad, Provincia de Bocas del Toro. SEGUNDO:ORDENA remitir el expediente contentivo del Proceso Ejecutivo Hipotecario al Juzgado Quinto del Primer Circuito de Panamá, adicionándole copia autenticada de la presente Resolución, para que continúe con la sustanciación del respectivo Proceso conforme a la Ley, aplicando las medidas de saneamiento que, por efecto de las Declaraciones anteriores, sean obligantes y necesarias dentro del referido Proceso Ejecutivo, para la debida notificación del Auto que libra mandamiento de pago, de conformidad con lo dispuesto en los artículos 1002,1641 y concordantes del Código Judicial. TERCERO: ORDENA a la Dirección General del Registro Público de Panamá, dejar sin efecto el oficio No.164-2012 de 24 de abril de 2012, enviado por la Secretaría de la S., para los efectos de la inscripción provisional de la Demanda de Revisión, que versa sobre las fincas identificadas en el Punto PRIMERO de esta Sentencia; así como el Oficio No.1192/73498-10 de 2 de septiembre de 2010 que remitió copia autenticada del Auto No.1115 de 2 de septiembre de 2010, dictado dentro del Proceso Ejecutivo Hipotecario promovido por MULTIBANK, INC. contra PETROCOMERCIAL DEL CARIBE, S.A. CUARTO: En atención a lo señalado en el articulo 1076 del Código Judicial, CONDENA en COSTAS a MULTIBANK, INC., por la suma de QUINIENTOS BALBOAS 00/100 (B/.500.00). QUINTO: ORDENA devolver a la sociedad Recurrente el Certificado de Garantía N-03-00073001955, consignado en el Banco Nacional de Panamá, mediante diligencia visible a fojas 134 y 135. N. y devuélvase, MGDO. H.A.D.L.B. M.. HARLEY J. MITCHELL D. (CON SALVAMENTO DE VOTO) LICDA. S.F.D.C. SECRETARIA DE LA SALA CIVIL /dmj.- OYDÉN ORTEGA DURÁN HERNÁN A. DE LEÓN BATISTA -- HARLEY J. MITCHELL D. S.F.D.C. (Secretaria)