Sentencia Generales de Corte Suprema de Justicia (Pleno), 4ª de Negocios Generales, 21 de Marzo de 2016

Ponente:Luis Ramón Fábrega Sánchez
Fecha de Resolución:21 de Marzo de 2016
Emisor:Cuarta de Negocios Generales
 

VISTOS: El Tribunal de Honor del Colegio Nacional de Abogados, por medio de su Vista que corre de fojas 17 a 20 del expediente, recomienda se cite a juicio al licenciado ORLANDO ALONSO RODRÍGUEZ, por supuesta violación a las normas del Código de Ética y Responsabilidad Profesional del Abogado, específicamente los numerales 2, 4, 6 y 27 del artículo 37, vigente al momento en que se dio la última comunicación entre el denunciante y el denunciado. La señora B.S. basa su denuncia en que se contrató los servicios del Licenciado O.A.R., para el año 2010, para que interpusiera acciones legales con el objetivo de presentar los reclamos necesarios a consecuencia de una estafa en la que fue víctima, para lo cual le pidió un primer abono de B/.1500.00 y que el abogado denunciado le informó que había presentado una denuncia, pero que tuvo que viajar de regreso a los Estados Unidos, sin que el denunciado proporcionara la información sobre la denuncia. Explica la denunciante que, luego cuando regresó a Panamá en enero de 2011, se reunió nuevamente con el Lcdo. O.A.R., indicándole que su caso marchaba bien y que requería otros dos mil dólares (B/.2,000.00) para proseguir con su caso, entregándole la suma solicitada, sin recibir comprobante de pago. Según la señora B.S. hubo otra reunión, pero esta vez con un señor llamado J.S., para que le sirviera de intérprete y que en esta reunión el abogado tampoco les proporcionó información de su caso, solicitándole B/.500.00 más, los cuales se le entregó, haciéndole la salvedad que si no veían resultados no le iban a entregar más dinero, por lo cual explica la denunciante que en total, le entregó B/.4,000.00 al licenciado O.A.R., por una gestión que nunca llegó a realizar. Se aprecia que durante la etapa de investigación, a pesar de que se realizan esfuerzos para la localización del Licenciado O.A.R., como consta a fojas 10 a 13 en Informe Secretarial de la Secretaría del Tribunal de Honor del Colegio Nacional de Abogados, la misma no pudo ser efectiva. El Tribunal de Honor, en virtud de lo preceptuado por el artículo 26 de la Ley 9 de 18 de abril de 1984, reformada por la Ley 8 de 16 de abril de 1993, emitió una resolución de fecha siete (7) de febrero 2013, donde solicita a la S. de Negocios Generales de la Corte Suprema de Justicia, citación a juicio al licenciado ORLANDO ALONSO RODRÍGUEZ, por presunta violación al Código de Etica y Responsabilidad del Abogado en especial los numerales 2, 4, 6 y 27 del artículo 37, vigente al momento en que se dio la última comunicación entre el denunciante y el denunciado. Recibido el presente proceso en la Secretaría de la S. de Negocios Generales de esta Corporación de Justicia, se procedió de acuerdo y a los términos establecidos en el artículo 28 de la Ley No. 9 de 18 de abril de 1984, reformada por la Ley 8 de 16 de abril de 1993; correrle traslado al denunciado, para que aduzca excepciones y oponerse a la solicitud de juzgamiento que hace el Tribunal de Honor del Colegio Nacional de Abogados. Según informe secretarial que aparece a foja 30 del expediente, se observa que se han realizado todas las diligencias tendientes a notificar al abogado denunciado, sin embargo ha sido imposible lograr ubicar la dirección, por lo que mediante resolución de 23 de abril de 2015, se ordena su emplazamiento por edicto, fijándolo el día 30 de abril de 2015 por un término de 10 días. Mediante resolución de 20 de mayo de 2015, se ordena se le designe un defensor de Oficio hasta culminar el proceso, correspondiéndole al licenciado D.M., el cual se notifica y presenta su escrito de oposición el 20 de julio de 2015, el cual solicita que se niegue la petición del Tribunal de Honor del Colegio Nacional de Abogado por faltas de pruebas que sustente esta solicitud. Expone el defensor del denunciado que nada de lo expresado por la parte denunciante ha sido acreditado con pruebas idóneas en esta causa, ya que no consta contrato ni poder alguno otorgado por la denunciante al licenciado O.A.R. y que tampoco hay constancia alguna de la denunciante haya entregado dinero a su representado. Expresa que el Tribunal de Honor, no tomó testimonio a las personas mencionadas por la denunciante y que con la denuncia se presentaron documentos en el idioma inglés que no fueron legalmente traducidos al español y que toda imputación, debe probarla pues esta vigente el principio de la presunción de inocencia y que no basta elucubraciones subjetivas como la que se expone arriba de que 'hallamos probada la falta'. CONSIDERACIONES DE LA SALA Corresponde a la S. vertir su opinión en relación a la solicitud formulada por el Tribunal de Honor del Colegio Nacional de Abogado, en su Vista de siete (7) de febrero de 2013, es decir, que sea elevada a juicio la investigación que por supuestas Faltas a la Ética y Responsabilidad Profesional del Abogado, se le siguió al licenciado O.A.R.. Esta Corporación de Justicia, al examinar la poca documentación presentada por la denunciante, verifica que no se hace constar que se han presentado en su original, ni que se hayan cotejado, además de estar en otro idioma distinto al nuestro, por lo que no cumplen con los requisitos que establece los artículos 873 y 877 del Código Judicial, por lo que esta S. no puede verificar la veracidad de las pruebas aportadas por la parte denunciante. Es importante indicarle a las partes interesadas, que en cuanto a las pruebas aportadas al proceso en otro idioma distinto al nuestro, no vemos la relación abogado cliente y en observancia a lo preceptuado en el artículo 877 del Código Judicial que señala que, si los documentos procedentes del extranjero estuvieren escritos en lengua que no sea el español se presentarán traducidos por lo que concluimos que los mismos son copias simples y no han sido traducido por intérprete público autorizado, por lo que no son pruebas idóneas en el proceso. Por tanto y como corolario de todo lo expuesto, esta Colegiatura considera con suficiencia que en el caso examinado y que guarda relación con la denuncia interpuesta por la señora B.S.R. contra el Licenciado ORLANDO ALONSO RODRÍGUEZ, por supuestas faltas a la ética y la responsabilidad profesional del abogado, se debe proceder al archivo del expediente y por tanto, no concede lo pedido por el Tribunal de Honor del Colegio Nacional de Abogados, por no existir mérito alguno para ello, en virtud de que no obran en el expediente, pruebas o elementos incriminatorios suficientes contra el denunciado, que confirme los hechos denunciados, tal como establece el artículo 24, numeral 1 de la Ley 8 de 16 de abril de 1993. En consecuencia, la CORTE SUPREMA, SALA DE NEGOCIOS GENERALES, administrando justicia en nombre de la República y por autoridad de la ley, DECLARA que no existen méritos para llamar a juicio al licenciado ORLANDO ALONSO RODRÍGUEZ, dentro de la denuncia interpuesta en su contra por la señora B.S.R. por supuestas Faltas a la Ética y la Responsabilidad del Abogado y ORDENA el archivo del expediente. Notifíquese Y Cúmplase. LUIS RAMÓN FÁBREGA SÁNCHEZ HERNÁN A. DE LEÓN BATISTA -- JOSÉ EDUARDO AYU PRADO CANALS YANIXSA Y. YUEN C. (Secretaria)